El gato, Chencho y el del Alcorcón

DEPORTES

Benzema y Postigo, en un lance del Levante-Real Madrid
Benzema y Postigo, en un lance del Levante-Real Madrid SERGIO PÉREZ

04 oct 2020 . Actualizado a las 18:47 h.

Jugó el Madrid sus mejores minutos de todo el 2020, incluidos los que le habían dado el último título de Liga. Con apoyos constantes, ocasiones para golear y el elogiable afán por recuperar tras pérdida desarboló a uno de los rivales más correosos de la Liga. La neta superioridad blanca volvió a evidenciar su falta de un rematador nato desde que Cristiano decidió cambiar de sistema tributario. Benzema, aquel gato del área que nunca morderá como un perro, falló dos goles claros. Los mismos que Asensio, al que hay dudas de si en el vestuario llaman Chencho por la cacofonía con su apellido, o por sus ausencias prolongadas, como en la eterna escena de La gran familia en la que el abuelo busca al niño perdido en la Plaza Mayor de Madrid. En esto que Campaña, el nuevo chico de moda del fútbol español, al que López Muñiz rescató en el Alcorcón cuando no lo querían en ningún lado, dejó la banda para jugar en el eje del Levante. El dominador pasó a dominado, y el triunfo claro mudó en sufrido y apretado hasta el contragolpe final. Para entonces ya disputaba sus primeros minutos del curso Lucas Vázquez, tan minusvalorado en su club como necesario en este fútbol de divos al que el gallego aporta solidez, trabajo y naturalidad.