Los salarios ahogan al Barça

La llegada de Coutinho dispara la masa salarial del equipo azulgrana al 86 por ciento de su presupuesto y le obliga a vender

.

La llegada de Philippe Coutinho al Barcelona ha supuesto una alegría para Ernesto Valverde y para los aficionados azulgranas, pero un quebradero de cabeza para las arcas de la entidad catalana. Con los 120 millones más 40 en variables que ha pagado el Barcelona por el jugador del Liverpool, el gasto en fichajes se le ha disparado al club en la presente temporada a 312 millones, cuando el pasado 13 de julio, Josep Maria Bartomeu, presidente del Barcelona, confesó que solo tenían 60 millones para fichar en verano. Desde aquella frase, el Barcelona ingresó 222 millones por la marcha de Neymar al PSG y 4 por el traspaso de Christian Tello al Betis, pero han incorporado a Coutinho, en el mercado invernal, además de a Dembélé, Paulinho, Semedo, Deulofeu y Marlon, aunque este último terminó por marcharse al Niza. El desfase entre las salidas y las llegadas es de 86 millones de euros, superando en 26 la cifra total destinada a refuerzos.

Pero el gran problema del Barcelona no es ese desajuste entre lo invertido y lo recibido en fichajes y salidas, sino la masa salarial deportiva que debe soportar la entidad y que se ha disparado de forma alarmante en los últimos meses. Con la reciente llegada de Coutinho al Barça, el club va a alcanzar los 603 millones para pagar a sus equipos profesionales, una cifra que incluye los sueldos y las amortizaciones de los fichajes, además del coste de las secciones deportivas. Esos 603 millones, representan el 86 % del presupuesto si se descuenta el dinero ingresado por el club por el traspaso de Neymar. Un porcentaje muy peligroso porque el máximo organismo deportivos aconsejan que el tope salarial debería situarse entre el 55 y el 70 por ciento del presupuesto total.

La Liga publicó el pasado mes de septiembre los límites salariales de los 20 equipos de Primera, cuya clasificación encabezaba el Barcelona con 507 millones, que incluían los 18 del Barcelona B, límite que el filial no podrá rebasar. Uno de los objetivos de los directivos del Barcelona es aligerar una plantilla que ya tiene 25 fichas y que ha puesto el tope salarial por encima del límite. La salida de jugadores, ya sea como traspaso o como cesión, no solo supondría la llegada de ingresos, sino que permitiría reducir la masa salarial del club. En esa rampa de salida están Javier Mascherano, que dejará 10 millones por su salida a finales de mes al Hebei Fortune chino, Arda Turan -el séptimo jugador mejor pagado de la plantilla- Gerard Deulofeu, Aleix Vidal o André Gomes. El gallego Denis Suárez, el que más novias reales tiene, se quedará en la plantilla.

Así, el caso más complicado parece el del futbolista turco, con el que el Barça se daría por satisfecho con no embolsarse nada de un traspaso, pero a cambio ahorrarse la totalidad de la ficha. El Medipol Basaksehir de Estambul, actual líder de la liga turca por encima del Galatasaray y del Fenerbahçe, parece el mejor colocado para hacerse con sus servicios. Otro que parece más cerca de salir es Deulofeu, cuyo destino puede estar en el Calcio. El jugador prefiere el Inter , pero el club pretende, al menos, recuperar los 12 millones que pagaron por él.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
3 votos
Comentarios

Los salarios ahogan al Barça