Agranda su leyenda


Roger Federer consiguió ayer, al ganar a Milos Raonic en el torneo de Brisbane, su título número 83 de la ATP, a la vez que la victoria 1.000 de su carrera profesional. Curiosamente esta cifra no conlleva la supremacía en esta faceta en la que todavía tiene por delante a Jimmy Connors e Iván Lendl, siendo de los pocos récords que faltan en el fantástico y apabullante curriculum del suizo: hace tiempo que destaca como el que más títulos ha ganado de Grand Slam; el que más semanas consecutivas ha ostentado el número 1 del mundo? Así hasta una extensísima lista que le hace poseedor del mejor palmarés de la historia del tenis.

Y todo ello, conseguido gracias a la maestría de su técnica, a la genialidad de sus golpes, a un físico excepcional que le ha permitido hacer fácil lo difícil: moverse como un bailarín por la pista sin dar la sensación de desgaste tras más de 15 temporadas al máximo nivel.

Su capacidad para prevenir lesiones -gracias a una genética privilegiada, una estrategia de juego que evita un desgaste excesivo y un calendario no demasiado sobrecargado- podrían prolongar su carrera durante un tiempo. El temor a que la paternidad y un palmarés ya colmado secasen su sed de victorias, su motivación, hace tiempo que se demostró falso.

Elegante y estético en sus golpes y movimientos; caballero dentro y fuera de la pista, Roger Federer ha sido y es un ídolo admirado por todos los públicos del mundo. La concesión de cuatro trofeos Laureus, superando a Tiger Woods o a Michael Schumacher reflejan su dimensión en el deporte mundial.

Sus recientes resultados, ya con 33 años y siendo padre de familia numerosa, indican una pasión por el tenis excepcional. Lejano queda ya el Wimbledon de 2001 donde con 19 años se impuso a Sampras tomando el relevo del gran jugador norteamericano. Esta semana el que se pensaba que podía ser su sucesor por su similitud de estilos de juego, Grigor Dimitrov (23 años), solo consiguió hacerle 4 juegos en la semifinal.

Sus contrincantes siguen siendo Djokovic, Nadal, Murray? Pero realmente con quien compite Roger Federer es con la historia del tenis, para seguir agrandando su leyenda. Y ojalá que lo haga por mucho más tiempo.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
7 votos

Agranda su leyenda