El samurái regresa a la batalla

Fernando Alonso arranca su cuarta temporada en Ferrari

El piloto asturiano persigue ser tricampeón del mundo.
El piloto asturiano persigue ser tricampeón del mundo.

Madrid / Colpisa

Apenas ha dado tiempo para despertarse del sueño de la temporada 2012, y los motores ya empiezan a rugir para 2013. Lejos queda ya aquel Gran Premio de Brasil que coronó, por tercer año consecutivo, a Sebastian Vettel como campeón del mundo. Apenas quedan resquicios en la memoria de las polémicas jornadas posteriores al final de la campaña anterior, cuando unos vídeos y un «quítame allá esas banderas» pusieron en duda el justo título del pequeño káiser.

Todo es distinto, pero nada ha cambiado desde entonces. Fernando Alonso y Sebastian Vettel se presentan este fin de semana en Melbourne para volver a retarse por la corona. Otra vez. Otra temporada más. El torero contra el toro. El samurái contra el pánzer. El «pobre» españolito contra el yugo alemán. En las próximas 19 carreras se volverá a ver esa guerra encarnizada, en la pista y fuera de ella, entre dos de los mayores talentos que ha dado el automovilismo en las últimas décadas. Entre ellos, es más que probable que se cuelen hombres como Lewis Hamilton, cuyo fichaje por Mercedes pondrá un nuevo picante a esta batalla, Jenson Button, que ejercerá como en los tiempos de BrawnGP de líder en McLaren o, incluso, Kimi Raikkönen, que se presenta como el tapado del 2013.

Alonso demostró la pasada temporada que está en su punto perfecto de madurez. Ni muy joven, ni muy mayor. Ni muy impetuoso, ni muy cansado. Simplemente, en el momento idóneo. Recordar su victoria en Valencia es poner el listón en lo más alto, pero lo cierto es que sus fallos en 2012 se pueden contar con los dedos de una mano, y sobrarían dedos. «Volveremos más fuertes en 2013», prometió en Interlagos, aún con el gesto agridulce de la derrota sufrida. Y así parece que será. Ferrari por fin le ha dado una montura a Alonso con la que podrá competir, a priori, de tú a tú con sus rivales. El F138 ha dejado muy buenas sensaciones en pretemporada y, pese a que no serán líderes desde el inicio, sí podrán estar más cerca de lo que estaban al inicio del 2012. Favoritos quizá no, pero muy prometedores sí.

La duda estriba en dónde están los demás. «Hace muy poco hablé con Stefano (Domenicali), y me dijo que él aún cree que Red Bull sea un peligro para ellos. Y estoy de acuerdo: lo son y se muestran supercompetitivos. Y desde el punto de vista de Red Bull, su mayor competidor será Ferrari», afirmaba Bernie Ecclestone, mandamás de la Fórmula 1, en una entrevista que ha publicado la página web de la competición. Las heridas abiertas en las últimas temporadas, sobre todo en la del 2012, siguen aún supurando.

No es extraño leer puyas entre los pilotos y, sobre todo, entre los ingenieros y miembros técnicos de las escuderías.

Un campeonato abierto

Sin embargo, no será una batalla a dos, al menos en el campeonato de constructores. Las dudas que generan Mark Webber y Felipe Massa, sobre todo este último, comparados con sus jefes de filas, son inmensas. Por ello, no sería nada raro ver a los McLaren, los Mercedes o los Lotus pelearse cara a cara con los dos grandes. De hecho, son muchos los que auguran que esta temporada será vital la labor de los segundos espadas a la hora de luchar por los títulos.

En Ferrari cuentan con que el Felipe Massa de 2013 sea el que se vio en la recta final de la temporada pasada. Fernando Alonso necesitará a su lado a un escudero fiel para lograr conquistar su ansiado tercer título.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
2 votos

El samurái regresa a la batalla