El increíble Hull toca el cielo

Rubén Ventureira

DEPORTES

Un tanto del canterano Windass, de 39 años, conduce a «Los Tigres» a la Premier League por primera vez en su historia

26 may 2008 . Actualizado a las 02:00 h.

En 1991, el prometedor ariete Dean Windass debutó con el primer equipo del Hull City, el club de su ciudad. Diecisiete años después, y tras haber jugado en otras cinco escuadras, el sábado disfrutó el mejor día de su carrera. A sus 39 años, Windass rubricó el tanto del ascenso del Hull a la Premier League, en la que jugará por primera vez en sus 104 años de historia. Se trata de un logro inesperado y casi milagroso, pues el club estuvo a punto de bajar a Tercera la pasada campaña.

El Hull, cuyo apodo es Los Tigres , consiguió el ascenso tras vencer al Bristol City por 1-0 en la final de la repesca de ascenso, que disputaba tras haber concluido la tercera plaza en Segunda División, de donde suben directamente los dos primeros. Corría el minuto 83 del partido cuando marcó Windass, el típico delantero inglés de toda la vida. Era el undécimo tanto liguero de este canterano, segundo máximo goleador del equipo y medalla de plata también a la hora de repartir leña (62 faltas en el campeonato). Ese gol vale su peso en oro: se calcula que el ascenso le reportará al modesto Hull unos 73 millones de euros gracias a ingresos por acuerdos de televisión, patrocinios y otros conceptos.

Windass es hoy el hombre más feliz de Hull, una ciudad obrera de unos 240.000 habitantes (un poco menos que A Coruña) situada en la región de Yorkshire, que la próxima campaña competirá de tú a tú con el millonario Chelsea de Abramóvich o con el campeón de Europa, el Manchester. Precisamente, el United ha tenido bastante que ver en el ascenso del Hull, pues le ha cedido al delantero Fraizer Campbell, un talento que ha anotado 15 goles y repartido 7 asistencias en 35 encuentros ligueros.