En ese párking cantó Camilo Sesto

alberto mahía A CORUÑA

A CORUÑA

Alberto Mahía

Lo que fue el centro musical más importante de la Galicia de los 70 y 80, hoy en ruinas, será demolido si las negociaciones con la propiedad no lo impiden

13 ago 2020 . Actualizado a las 11:03 h.

Por la sala de fiestas Eva pasó lo más granado de la escena musical española de los 80 y 90. Esos artistas que ya daban la vuelta al mundo y que en sus giras españolas siempre tenían un hueco para actuar en Arteixo porque ese escenario, en su tiempo, era a la canción lo que el toreo a Las Ventas. En sus mejores tiempos, la sala de fiestas Eva era el Studio 54 de Galicia. Pero como el resto de aquellas míticas salas de fiesta, como la del Seijal o la de Oza, el tiempo y las modas las derrotó.

Hoy son paredes humedecidas y tejados agujereados. Pese a todo lo que fueron, dan mala imagen. Tal es el caso de la sala Eva, en la calle Ferrol, en pleno centro de Arteixo. Cerró hace 37 años pero sigue en pie. Si por fuera da pena, por dentro da miedo. Cuentan los vecinos que es un foco de suciedad. Por eso las autoridades municipales llevan años intentando alcanzar un acuerdo con la propiedad para poder demoler el edificio, abrir una calle y dotarla de plazas públicas de aparcamiento. Porque de eso, el municipio anda escaso.

Fundada en 1968 por Manuel Díaz, se mantuvo activa hasta 1982. Fueron 14 años con un éxito total. «Viña xente de todas partes e os mellores grupos do país querían tocar aquí», recuerda, Baldomir Gómez, quien a sus 77 años rememora el día que vio cantar a Camilo Sesto. O los grandes aluviones de personas que acudían al salón a escuchar y bailar a los Tamara.