Un millar de pintadas borradas cada año

Brais CApelán A CORUÑA / LA VOZ

A CORUÑA

MARCOS MÍGUEZ

La empresa municipal solo limpia en lugares públicos, y el resto es responsabilidad de los vecinos

10 dic 2017 . Actualizado a las 05:00 h.

La próxima vez que salga a la calle pruebe a realizar un sencillo ejercicio. En la primera calle por la que pase, vaya contando el número de pintadas y grafitis que vea en sus muros, mobiliario o escaparates. Lo más seguro es que encuentre alguna, pues en la ciudad ningún barrio se libra de este tipo de vandalismo. Sus autores no respetan los edificios, los negocios, los bancos o paradas de autobús y, ni siquiera, los murales que decoran las paredes de la ciudad.

Los datos

Una media de mil al año. Ferrovial Cespa es la empresa concesionaria del servicio de limpieza municipal y, por tanto, responsable de la limpieza de grafitis. Esta compañía cuenta con un servicio específico y con los últimos avances técnicos para ese fin, que trabaja todos los días del año. Hasta el 30 de noviembre, se llevan borradas en la ciudad en lo que va de 2017 un total de 958 pintadas. La cifra final, según los datos de Cespa, será similar a la de los pasados años, superando siempre el millar de grafitis. En el 2014 se borraron 1.028, en el 2015 fueron 1.063 y en el pasado 2016 el total ascendió a 1.071.

 Las técnicas

Dependen del material. Ferrovial Cespa cuenta con un equipo específico de chorreo de agua y arena que les permite la eliminación de pintadas en superficies de piedra sin provocar daño en el material. Este tratamiento puede ser complementado con disolventes y pinturas adaptadas para el resto de superficies. Según la empresa, los productos empleados retiran la pintada sin contaminar ni dañar la superficie.