Una playa en el campus de Elviña

Un grupo de Estudiantes de Arquitectura transformaron ayer distintos espacios públicos de la Universidad coruñesa


En la glorieta. Se pueden imaginar la cara de la gente que pasó por el campus de Elviña cuando vieron en directo la imagen que les muestro. «Estamos en unas jornadas de reinterpretación del espacio público», explica Alba , una de las alumnas que participan en la iniciativa a la que se sumaron estudiantes de otras universidades y de otras facultades que montaron sus tiendas de campaña en pleno campus. «Sólo utilizamos materiales de deshecho, y ahora estamos cambiando la profundidad de una marquesina», comentan. Aunque de reducido tamaño y un tanto ruidosa por la cercanía de la carretera, Elviña ya tiene su playa. Lo peor es coger sitio.?as primera rampas del duro recorrido hasta convertirse en Miss España lo iniciaron ayer de madrugada varias coruñesas en la discoteca Chaston. Mañana les diré quién ganó. Al mediodía estuve con ellas en su último ensayo antes de la gala organizada por la agencia de Belén Correa y Fran Pernas , que se estrenan en estas lides. «De esta prueba saldrá una finalista y haremos otras selecciones por distintas localidades dela provincia hasta la gran final de la que saldrá la guapa oficial de A Coruña, y que tendrá lugar en noviembre en As Pontes», explica Belén.?ejé a las modelos con sus sueños y me acerqué hasta la plaza del Humor para compartir unos minutos con Pablo Carbonell , que el jueves y ayer protagonizó con gran éxito en el teatro Rosalía de Castro la obra La curva de la felicidad, que aborda la crisis de los cuarenta. «Yo tengo algo de esa crisis, aunque cuando me separé no tuve que vender mi casa», reflexiona sonriente con su particular estilo, que uno no sabe nunca si habla en serio o en broma. Dice que se dedica a hacer canciones y a escribir guiones y, por ahora, nada de televisión. «De la tele me he ido yo, no me echaron», sentencia. Ahí lo tienen, pegadito a Wenceslao Fernández Flórez. Dice que el público coruñés respondió muy bien. «Cuando digo la primera frase ya sé qué tal va a ir la función»?l viernes dio para mucho y también estuve con José Manuel Soto , presidente de la sección local de la Unión de Radioaficionados Españoles. «Durante todo el fin de semana vamos a estar en el castillo de San Antón realizando una exhibición», comenta.?uena a canción de Loquillo. Es una cafetería de la calle Manuel Murguía cuya primera inauguración fue el día del mítico Concierto de los Mil Años. Ayer inició una nueva etapa de la mano de Paco y Javu, dos jóvenes que le dieron un gran cambio. «Cuidamos mucho la decoración», afirman.

Newsletter Educación

Recibe todas las semanas la información más relevante sobre educación

Votación
0 votos

Una playa en el campus de Elviña