Rubén Albés ya no quiere esperar más

LA VOZ LUGO / LA VOZ

CDLUGO

ALBERTO LÓPEZ

El técnico del Lugo espera celebrar la salvación matemática en Ibiza

06 may 2022 . Actualizado a las 20:08 h.

Rubén Albés comienza a perder la paciencia. La permanencia matemática del Club Deportivo Lugo se está demorando más de los previsto y a su técnico le entran las prisas. «El partido en Ibiza —este domingo, 18.15 horas —se convierte en una final porque puede ser definitivo para conseguir el objetivo. Llevo tiempo advirtiendo de que tenemos que cerrar la permanencia. En el momento en que pensamos en cosas que no sea ganar el partido, tenemos muchas dificultades para puntuar. Yo voy con estos futbolistas al cien por cien, son los primeros que quieren cerrar la salvación lo antes posible, pero nos está faltando ese último paso», declaró en su rueda de prensa previa el estratega del equipo albivermello.

Con 12 puntos todavía en juego, el cuadro lucense aventaja en nueve puntos a los dos únicos inquilinos de la zona de descenso que pueden darle caza: el Amorebieta, que visita al Almería, y la Real Sociedad B, que juega en el feudo de un Fuenlabrada virtualmente descendido. Albés no repara en lo que puedan hacer estos equipos. Le preocupa únicamente el suyo. «Tenemos que olvidarnos de otros rivales, de otros resultados y lo que pase en otros campos. Dependemos de nosotros y podemos cerrar un gran año», proclamó el preparador rojiblanco, consciente de que precisan subir el nivel mostrado ante el Tenerife. «En ese partido nos quedamos tibios, competimos como un equipo estándar sin el alma ni la emoción suficiente para ganar. Quiero recuperar eso que nos ha marcado la diferencia y que ha hecho a estos futbolistas ganarse el respeto», avisó.

Acerca del Ibiza de Paco Jémez, Rubén Albés manifestó: «Es un rival que está en buena dinámica y haciendo las cosas bien». También se refirió al reencuentro con Cristian Herrera, jugador albivermello desde el 2017 hasta finales de la pasada temporada. «E un gran profesional y un futbolista top», afirmó el entrenador vigués.