El gol, un problema de difícil solución para Luis César

Un tanto en tres partidos dificultan las opciones de victoria del cuadro rojiblanco


Lugo / La Voz

Los entrenadores acostumbran a decir que lo más preocupante no es la falta de goles, sino de ocasiones. El hecho de no poder generar acciones susceptibles de anotar si que parece un escollo preocupante para los objetivos, aunque la solución en principio es más ‘sencilla'. Cuando el problema es el punto de mira de los delanteros, poco puede hacer el entrenador, entregado al acierto de sus futbolistas. Este es el caso del Lugo desde que llegó Luis César, que solo ha metido un gol en tres partidos, pese a estar con un jugador más ante el Fuenlabrada, adelantarse en Girona y no ser capaz de matar el partido en el primer acto y de dominar de cabo a rabo el duelo del domingo en el Ángel Carro.

Ocasiones sin recompensa

Ante el cuadro orellut, el equipo que dirige Luis César fue muy superior, al menos así lo muestran las estadísticas post partido. En cuanto a la posesión, este nuevo Lugo quiere ser protagonista, por lo que sus registros aumentaron exponencialmente, contra el Castellón obtuvieron el segundo mejor dato de la temporada: 67% de domino, un uno por ciento menos que contra el Fuenlabrada.

En cuanto a las ocasiones de gol la diferencia fue más acusada. Aunque el Castellón gozó de llegadas de peligro y alguna ocasión, en este aspecto los rojiblancos dominaron claramente con: 20 tiros, 14 fuera y seis entre palos. Dieciséis más que su rival. Contra el Fuenlabrada también tiraron más, aunque la diferencia fue mínima de nueve a ocho. Solo perdieron este duelo estadístico ante Girona, pero con una cantidad de tiros muy elevada pese a todo, con trece remates totales, de los que cinco fueron a portería.

Los datos no dejan lugar a dudas, este Lugo es más ofensivo, remata más veces, domina más los encuentros, pero continua adoleciendo el gol.

Agarrados a Manu Barreiro

Esta temporada los delanteros están destacando por unas cifras anotadoras un tanto bajas. A excepción de Manu Barreiro, el resto de arietes no están teniendo su año.

El delantero compostelano se sitúa como el máximo anotador del equipo con ocho dianas, cinco de ellas en 2021 y siendo suyos cuatro de los siete últimos goles albivermellos. A sus 34 años, la temporada de Barreiro es sobresaliente, obteniendo puntos valiosos con sus tantos, como en Sabadell, ante el Logroñés o Albacete.

Los siguientes en la lista de delanteros son Carrillo y Chris Ramos, con dos goles cada uno. Observando las oportunidades de los dos, que han sido irregulares y escasas, tampoco se puede pedir demasiado. El caso de Herrera si es preocupante, el máximo anotador de la historia del club en segunda, solo lleva un gol, logrado ante el Tenerife en enero.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

El gol, un problema de difícil solución para Luis César