El Puebla derrotó al Bertamiráns, pero Ribeira y Unión se despidieron

A. Parada RIBEIRA / LA VOZ

RIBEIRA

CARMELA QUEIJEIRO

En el apartado femenino, el Xuventú Aguiño goleó al Tordoia en A Tasca, mientras que las rianxeiras cayeron en casa del Touro y las muradanas de As Miúdas ante el Villestro

30 jul 2018 . Actualizado a las 11:40 h.

El fútbol barbanzano vivió ayer una tarde de emociones fuertes con la segunda jornada de la Copa Diputación, una competición de la que se apearon el Ribeira y el Unión, pero en la que el Puebla pasó de ronda con autoridad, tras derrotar al Bertamiráns. En el apartado femenino, las rianxeiras también se despidieron, frente a un Xuventú Aguiño que se impuso al Tordoia en A Tasca. Las del Carreira vieron cancelado su encuentro contra el Santiso.

Ribeira-Dubra: 1-3. Los de Pepe Cores fueron superiores a nivel técnico, pero la plantilla conformada por una mayoría de séniors de primer año no pudo competir a nivel físico. «Falta xente por incorporarse e cando o fagan haberá un salto de calidade», destacó Rodrigo Fresco, técnico del club, para anotar que están muy satisfechos con el nivel de los jugadores. Treus le quitó el hipo a la grada, con una jugada en diagonal y batiendo al portero por debajo de las piernas.

Bertamiráns-Puebla: 2-4. «Tuvimos el control del encuentro en todo momento», destacó Anxo Casalderrey, cuya plantilla no perdonó y a partir del minuto 26 se convirtió en una apisonadora, que coincidió con el primer tanto del doblete de Viturro, un centro lateral que enganchó de volea. El entrenador del Puebla dio minutos primero a los que cumplieron en los entrenamientos y después apostó por rotar para probar a sus activos. Imprescindible destacar a un Yago que vuelve de superar una rotura de ligamento cruzado y será decisivo este año. La próxima cita, que promete ser de vértigo, será con el Compostela en A Alta.