Muros permanece en la cima gallega

LGT A Tras la renuncia a la competición de Amegrove, los de Dani Canosa asumirán el reto de mantener la categoría y trabajan para sacar trainera femenina


ribeira / la voz

Dicen que cuando se cierra una puerta, se abre una ventana. Ojalá no tuviese que ser tan injusto. Esta misma idea o sensación lleva unos días recorriendo la mente de los integrantes del Club de Remo Muros, quienes tras el descenso se preparaban para sacar trainera la próxima temporada en la segunda división de la Liga Galega de Traíñas (LGT). O eso era lo que pensaban hasta que se produjo el funesto anuncio de que Amegrove renuncia a competir el próximo curso. A expensas de cualquier imprevisto y de los correspondientes trámites de licencia, Muros se queda en la cima de Galicia.

«Dende o comezo expuxemos a idea de que debiamos tomar decisións, pero coa cabeza e non só co corazón», explicó un Dani Canosa del escenario de final de temporada, cuando comenzaron a sopesar que un descenso podría suponer «baixar un escano para apuntalar ben os piares do club». Por aquel entonces, el actual entrenador de los muradanos ocupaba un cargo en la directiva, ya que había tenido que apartarse por motivos familiares y laborales.

Ante la posibilidad de que una parte importante de una tripulación ya bastante justa abandonase el proyecto, se prepararon para lo peor de forma positiva: «Naquel playoff non puxeron toda a carne no asador porque aínda que aguantásemos poderíamos acabar correndo a mesma sorte que un club amigo». Por eso, al igual que para el conjunto del remo gallego, cuando recibieron el anuncio de Amegrove supuso un duro mazazo.

Y es que Muros había forjado un gran vínculo en aquella recta final, sin contar los dos años en los que Canosa brilló con la entidad arousana levantando dos ligas y que simbolizan uno de sus mejores momentos deportivos.

Proyecto apuntalado

¿Qué ocurrió en estos meses para que Muros esté en disposición de echar al agua una trainera en la LGT A? Cuando Canosa volvió al cuerpo técnico, con la mente puesta en la segunda división, se encontró con la grata sorpresa de que el 95 % de sus hombres querían continuar y que aquellos cadetes que conquistaron el nacional de bateles y el de lläut -la trainera del mediterráneo- con Rianxo ahora son juveniles dispuestos a dejarse la piel bogando.

Y si los primeros entrenamientos, de unos 50 minutos, pasaban por trabajar aspectos técnicos en el mar, como el acople de la remada, y más físico en tierra; el plan ha cambiado radicalmente. Los de Muros ya han pasado a sesiones de no menos de hora y media con un claro hincapié en el volumen y la resistencia.

De forma paralela, el club y de forma más concreta Higinio Lago trabajan a pleno rendimiento para materializar un proyecto que supondría todo un hito en la comarca. Aquel grupo de remeras que comenzó a andar en verano podría acabar conformando una trainera femenina con la que librar la Galicia Calidade, pero desde la directiva recuerdan que no darán ni un paso en falso.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Muros permanece en la cima gallega