Se acepta nutria como animal de compañía

En la desembocadura del Lérez o en los puertos de O Grove y Sanxenxo, el animal no deja de verse. Los expertos creen que la especie puede ser recuperada y que se adapta muy bien al medio marino


pontevedra / la voz

Si a partir de ahora ve una nutria en la desembocadura del Lérez, en los puertos de O Grove, Vilagarcía o Sanxenxo o incluso en cualquier otra dársena... no se afane en sacar el móvil y grabar al ejemplar. La instantánea no va a ser demasiado original. No en vano, se están avisando nutrias en estos lugares de forma continua. ¿Por qué? Distintas voces autorizadas en la materia, desde Bruno Díaz, zoólogo del Bottlenose Dolphin Research Institute,

con sede en O Grove a Antón Lois, de Amigos da Terra, o Gonzalo Mucientes, de Ecoloxía Azul, coinciden en señalar que posiblemente se esté dando una recuperación de la especie -aunque todavía no hay datos cerrados-, pero que lo que sí está claro que es la nutria está volviendo a espacios de los que antes había sido desahuciada, como las zonas de costa o las desembocaduras de los ríos.

Antón Lois explica el proceso. Cuenta que esa idea tan común de que las nutrias son animales que viven en los cursos altos o medios de los ríos, en realidad, no tiene razón de ser. «Eses foron os sitios onde se refuxiaron as nutrias, non o seu ecosistema natural. Elas antes estaban nas zonas de costa e nas desembocaduras tamén, pero a contaminación levounas a outras partes, foi o seu refuxio. Hai que pensar que en moitos portos e zonas de litoral se empezaron a facer recheos a poñerse pantaláns... e todo iso fíxoas retroceder», cuenta Lois. Por tanto, si ahora regresan a estos puntos, cabe suponer que la cosa ha mejorado un poco y que hay menos degradación medioambiental.

«Non podemos ser triunfalistas, non podemos dicir que a especie se estea recuperando pero está claro que hai unha leve melloría e que agora se ven moito máis, así que probablemente eses espazos estean tamén mellor», indica el experto.

En la misma línea habla Bruno Díaz. Cuenta que el instituto Bottlenose Dolphin Research Institute lleva un año haciendo un estudio sobre la aparición de la nutria en hábitats como la ría de Arousa. Empezaron preocupándose por la dieta que seguían. «Los datos obtenidos nos permiten decir que se adaptan fenomenal al medio marino. Se alimentan básicamente de pescado y buscan refugio en zonas de rocas y en los puertos», indica.

Tanto Bruno Díaz como Antón Lois indican que, aunque en principio la nutria es un animal bastante discreto que tiene actividad nocturna y se esconde en zonas de rocas o similares para pasar desapercibida, cada vez parece que tolera mejorar la presencia humana. Díaz cuenta: «La cosa llega a tal punto que en el puerto es común que se acaben subiendo a los barcos, por ejemplo, para beber en el agua que queda estancada en las embarcaciones. Lo malo es que habitualmente acaban poniendo todo sucio, de ahí que a veces los dueños de los barcos se quejen».

No solo los propietarios de embarcaciones andan al tanto de las idas y venidas de las nutrias. En el Lérez los pescadores de caña señalan que tienen controladas al menos dos parejas, que suelen moverse por la zona del puente de O Burgo. Se dejan seducir por los flashes y los animales están ya en los teléfonos móviles de media Pontevedra.

La nutria de O Grove

No todas las nutrias acaban bien paradas. En O Grove, una que paseaba por el puente de A Toxa fue atropellada por un vehículo. Quedó herida en la cabeza y fue toda una odisea intentar agarrarlo porque el animal mordía a quien se le acercase. Lograron enviarla al centro de fauna salvaje de Cotobade. La Xunta señaló que ya fue operada y que ahora le toca recuperarse poco a poco.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
5 votos
Comentarios

Se acepta nutria como animal de compañía