Ana García

Soledad Soneira y su hija Paula Noya, en Morquintián, Muxía. La menor tiene que cruzar una zona deshabitada para coger el bus escolar

«Son moi bailadora»

Anabel, de Ponteceso, forma parte de la Coral de Tella, con la que la semana pasada cantó en solitario varias estrofas de un villancico. Le encanta la música y bailar. Es ciega desde que nació