Un año de acampada, ¿para qué?

La iniciativa de la Praza do Rei no logra que las administraciones presten más atención a los temas sociales

Acampados en la Praza do Rei hablan sobre el año que han pasado ante el Concello Cuando se cumple el primer aniversario de su acción de protesta ¿creen que ha servido de algo?

vIGO / LA VOZ

La acampada de la Praza do Rei celebra hoy su aniversario con un sabor totalmente agrio. Sus aspiraciones de llamar la atención de las administraciones para conseguir mejores servicios sociales han caído en saco roto. Lo único que han conseguido sus protagonistas es pasar días de asfixiante calor y noches gélidas bajo la lona. Empezaron colocando media docena de tiendas de campaña y ahora son el doble. Esto no quiere decir que bajo ellas pernocten doce personas. El único que ha dormido todas las noches es Juan Carollo. Por el día se va a duchar y a lavar la ropa a una habitación que tiene alquilada y que paga con parte de la renta de integración social (risga) que recibe.

Sin quererlo la acampada ha servido de refugio para las personas sin techo que quedaban fuera del albergue. «No queremos problemas y no todos podemos contestar como Dios manda. Habitualmente dormimos David y yo», comenta Juan Carollo. Es partidario de hacer las cosas de forma civilizada.

Desde el 9 de enero están acudiendo a la puerta del albergue municipal con el objetivo de comprobar si queda gente fuera por falta de plazas. La mayoría de los días han tenido que acoger a alguno de estos ciudadanos en sus tiendas. Calcula que a lo largo del año habrán pernoctado en la acampada unas doscientas personas no solo de Vigo, sino de otros puntos de Galicia, e incluso de Italia y Francia. «Cuando fue el Marisquiño vinieron un par de chicos que lo vieron y se quedaron a dormir», comenta Carollo. Entre sus peticiones figura la revisión de las normas del albergue, que se haga centro de integración y que se medie en el tema de los desahucios.

Lejos de rendirse una vez cumplido el primer aniversario, la idea es continuar con grupos de trabajo e intentar que Concello y Xunta tengan en cuenta su plan de emergencia presentado en ambas administraciones. También tienen intención de crear una candidatura para las elecciones municipales.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
5 votos
Comentarios

Un año de acampada, ¿para qué?