Hasta en el pelotón de China

El Guerciotti-Redondela es el equipo ciclista de élite y sub-23 con más presencia en carreras

.

Vigo

Una vez retirado de la práctica del ciclismo a nivel profesional, el redondelano Enrique Salgueiro tenía claro que su vínculo con el deporte al que se refiere como su «pasión» no iba a terminar ahí. El primer paso fue integrarse en el equipo máster de su localidad natal, pero cuando el presidente del mismo decidió dejarlo vio ante sí una oportunidad única que desencadenó el modelo actual del Guerciotti-Redondela. Asegura que su propuesta es «prácticamente única en España».

Salgueiro se encontró con un equipo de veteranos que entrenaban juntos y acudían a algunas marchas. Hasta ahí. Ahora se han convertido en una formación de ciclismo en carretera élite y sub-23 con una particularidad importante. «No es nada común en España que los equipos apuesten por carreras internacionales, no existe esa tendencia. Sin desmerecer las de aquí, a las que también acudimos, conocer el pelotón internacional te permite vivir este deporte desde otro enfoque, con una perspectiva más global», señala.

El año pasado llegaron a correr, aparte de en España y Portugal, en Italia, Inglaterra, Argelia e incluso China. Para el calendario de este 2007 ya tienen firmada su participación en carreras en Francia y Polonia y su primera victoria de la temporada, a cargo del americano Jeferey May, la consiguieron en Texas. «Lo que buscamos es dar a los corredores esa oportunidad de ir a carreras de fuera que por ejemplo yo no tuve y que me hubiera gustado. Es un gran aliciente para ellos», añade. Y lo ejemplifica con la experiencia de China, un lugar al que «es probable que nunca hubieran conocido en su vida y que no vuelvan».

Reconoce Salgueiro que no es fácil sacar adelante un proyecto como este. Se consigue «con ambición, trabajo y mucha insistencia», aparte de que sus contactos tras haber formado parte del pelotón profesional han supuesto un plus. «Empezamos hace tres años y yo pienso que todo es proponérselo, llamar a muchas puertas. De cada carrera que vas afuera van surgiendo nuevas oportunidades», señala.

El aspecto económico, como no podía ser de otro modo, resulta capital. En ese sentido les ayuda el hecho de contar con un grupo de corredores en el que la mitad son gallegos ?tienen un convenio con las escuelas de Coruxo de cara a seguir nutriendo sus filas en el futuro? y el resto foráneos: dos brasileños, un colombiano, un chileno y un americano a día de hoy, con la plantilla aún sin cerrarse. «Nos patrocina una marca de bicicletas para la que tiene mucho valor que contemos con corredores extranjeros y que compitamos fuera porque ellos lo que quieren es vender su producto en todo el mundo», razona.

Salgueiro ejerce de director deportivo y de entrenador, aunque en esta faceta se acompaña de Javier Misa. «Nos ha aportado mucho. Poco a poco vamos creciendo y yendo a más. Como ejemplo, hemos puesto en marcha una especie de academia donde también trabajamos la nutrición y hacemos otro tipo de seguimiento de los corredores», profundiza en el modelo que están impulsando.

El se encarga desde «de buscar los billetes low cost hasta de encontrar carreras a las que poder ir». Y, de paso, cumple «un sueño que siempre había tenido en la cabeza», el de construir para otros el club del que no pudo ser parte como corredor. Lo compagina con la hostelería porque «de esto no se vive, pero el esfuerzo compensa».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
4 votos
Tags
Comentarios

Hasta en el pelotón de China