Las calaveras más vivas llegan al centro de Vigo combinando México y Galicia

jorge liboreiro VIGO / LA VOZ

VIGO

Barros mostrando a la calavera Mister Einstein.
Barros mostrando a la calavera Mister Einstein. m. moralejo

«Al pintar me salen inconscientemente elementos que son gallegos, como tentáculos de pulpo», dice Patricia Fornos

31 jul 2014 . Actualizado a las 15:48 h.

La ironía de la vida reflejada en la muerte. Este es el mensaje que lanza la ilustradora y directora de arte mexicana Patrica Fornos, que ayer inauguró su exposición Miss Colibrí en el espacio de pop-up VM17, situado en el número 17 de Velázquez Moreno.

Miss Colibrí está compuesto por once ilustraciones de pintorescas calaveras y pájaros en dimensiones A4 y que se pueden adquirir por 80 euros. «Lo que diferencia a estas calaveras es la mirada. Que una calavera, el elemento más representativo de la muerte, te mire de una manera tan viva es una ironía hecha a propósito», explica la autora, «para pintarlas usé una técnica mixta sobre papel, con tinta china, acrílico y lápiz de color».

En general, la mayor inspiración para estas once ilustraciones es México, país natal de Patricia Fornos, aunque Galicia está muy presente pues gran parte de su familia es de origen gallego: «En mi casa de México se hablaba gallego y los domingos se hacía una comida tradicional gallega. Al pintar me salen inconscientemente elementos que son típicamente gallegos, como cuando pinté los cabellos de una calavera como si fueran tentáculos de pulpo». «También me inspiré en el día de los muertos mexicano, que se celebra el 2 de noviembre cuando la gente se conecta con aquellos que se han ido», añade.