Apuntes sobre un líder inusual

TORRE DE MARATHÓN

Los jugadores de Unionistas festejan un gol ante el Pontevedra
Los jugadores de Unionistas festejan un gol ante el Pontevedra ANGEL GARCIAAGENCIA LOF

Con un plantel montado a última hora y a coste cero, un técnico de corto bagaje en la categoría y un estadio en construcción, Unionistas manda sobrado en el grupo

30 ene 2021 . Actualizado a las 05:00 h.

Una plantilla unida por años de convivencia, un técnico con una exitosa trayectoria en la categoría, incorporaciones que llegan con tiempo para aclimatarse y un día a día ajeno a cualquier turbulencia extradeportiva. Es la receta infalible que explicaría el éxito de Unionistas si todo lo dicho tuviera algo que ver con el equipo que lidera el grupo 1 de Segunda B. La realidad es otra y retrata a un equipo construido a coste cero y acudiendo al mercado de futbolistas libres; en el que apenas hay jugadores que repitan respecto al que marchaba solo dos puntos por encima de la zona de descenso cuando la campaña 2019-2020 se cerró sin damnificados, por causa del covid. El entrenador (Hernán Pérez) debuta en el banquillo charro con una experiencia en la división de bronce limitada al Langreo (noveno en el curso 2018-2019) y al Barakaldo, que cerró la pasada campaña un punto por encima del conjunto que ahora dirige. Además, la competición se estrenó solo dos semanas después de que se recibiera el campo nuevo, donde no puede acudir público pese a que el otro equipo de la ciudad sí cuenta con afición en sus gradas. La batalla casi diaria de este club que triunfa a contrapelo quedó registrada en el acta de su último encuentro. Los colegiados del partido ante el Pontevedra no pudieron ducharse con agua caliente dentro de unas instalaciones en permanente puesta a punto que, como su inquilino, no dejan de sorprender.

terreno de juego

Hierba artificial a estrenar

El año de retraso que acumulan las obras obligan a los suplentes a ocupar la grada opuesta a los banquillos del Reina Sofía, con la incomodidad añadida a la hora de recibir instrucciones o salir a calentar. Lo sufrió el Deportivo de Fernando Vázquez, el único que se llevó puntos (tres) del campo salmantino. Se impuso sobre un césped artificial de última generación que dominan a la perfección los locales pese a haber inaugurado el recinto (reformado) a finales de agosto. A pocos días de comenzar el curso, Unionistas abandonó las incómodas pistas del Helmántico, a cincuenta metros del campo de su eterno rival. Se trata de una eternidad breve, porque el próximo visitante de Riazor empezó a competir en la 2014-2015, en Provincial.

finanzas

Presupuesto de 800.000 euros

La condición de entidad modesta, sustentada en un exitoso sistema de voluntariado, tiene traducción forzosa en las cuentas. El presupuesto es de apenas 800.000 euros, rebajado en torno a un 20 % por las facturas de la pandemia. Una cantidad que redujo sensiblemente el margen de maniobra durante el período de fichajes.

confección del plantel

Altas en la segunda línea

La premisa en verano fue doblar los puestos del sistema que manejaría el entrenador. Tardó en conseguirse, pero la dirección deportiva, que contaba con 350.000 euros para contrataciones y sueldos, prefirió esperar. Se podría atraer a aquellos que al no contar con equipo vieran reducido su caché inicial. La pretemporada arrancó sin porteros y acabaron llegando 16 jugadores; tres de ellos, en la última semana de mercado, y otro más (Manu Viana) ya con el plazo agotado, tras rescindir en el Cartagena. En el segundo tramo de mercado, este mismo mes, Unionistas hizo valer su nuevo cartel para no tener que aguardar tanto y reclutó a dos jugadores para repoblar la segunda línea ofensiva (Cris Montes e Íñigo Muñoz), mientras que ultima la llegada de un refuerzo extra para la medular.

alineación habitual

Un once para recitar

Esta incorporación en el doble pivote disimulará el agujero que dejen las ausencias de Acosta, sancionado para el domingo. No hay de momento otro centrocampista de corte defensivo para alterar el once habitual. Serna; Antonio Marín, Mario Gómez, Ramiro Mayor, Jon Rojo; Muñoz, Lamadrid (o Nespral), Acosta, Viana; De la Nava; y Aythami. Del portero al punta. Esos son los jugadores de costumbre para Hernán Pérez, con los que construye un conjunto que, sin renunciar al juego combinativo, prioriza el orden y la solidez.

resultados

Siete seguidos sin encajar

Unas referencias que convierten a los charros en el segundo conjunto menos batido de la categoría (3 tantos, por 1 del Ibiza), hilando siete duelos sin encajar. Argumentos para destacar cuando falta un matador: nadie lleva más de dos goles en la plantilla del líder que vendrá a Riazor.