¿A quién dispara Fernando Vázquez en sus críticas?

El ya exentrenador del Deportivo defendió a Fernando Vidal, a su plantilla y al personal de Abegondo, y evitó explicitar su mala sintonía con Richard Barral, al que incluso elogió en su incendiaria despedida


¿A quién disparaba Fernando Vázquez cuando lanzó las gravísimas acusaciones de su despedida del Deportivo? Solo él lo sabe. A priori, parece que podría referirse al director deportivo del club coruñés, pero evitó criticarlo en una larga comparecencia en la que, además, llegó a elogiarlo. 

Vázquez y Barral tienen visiones diferentes sobre el fútbol. Si el primero ha construido los éxitos del Deportivo desde la defensa, el segundo es un claro enamorado del fútbol de ataque. ¿Con qué crítica se arrancó Vázquez? Nada dijo en un primer momento sobre quién o quieres habrían torpedeado su trabajo desde dentro del club coruñés. «Es triste decirlo, pero lo tengo que hacer. Quizá el mayor obstáculo que encontré desde últimos momentos de la pasada temporada hasta esta no vino del exterior, sino dentro de mi propio club. Es normal lo que digo porque cuando hay un cese es porque hay dificultades entre entrenador y el club. Ocurrieron cosas que me parecen supergraves, cosas que sabe el club y la propiedad. Y solo espero que por el bien del Deportivo el presidente y Abanca tengan la valentía de tomar las decisiones adecuadas y esa unidad vuelva y nos permita llegar a los objetivos que todos aspiramos». 

Ante la sopresa por sus acusaciones, los periodistas le preguntaron a quién se dirigía, pero evitó dar detalles. «No puedo detallar ni poner nombres y apellidos. Los responsables saben esto y solo deseo que se pueda resolver. Quiero transmitir a la afición de que no duden de que a octavos estoy plenamente convencido. Le agradezco al club que me ofreció las instalaciones y entiendo que no era adecuado. Lo digo para que el Deportivo sea capaz de resolver aquello que tiene pendiente de resolver», respondió cambiando de tema. A continuación llegó una cuestión sobre si directamente se refería a Barral y pedía decisiones en su contra, y contestó: «No, tenemos buena relación y no tengo capacidad para pedir nada. Hizo un buen trabajo deportivo y lo he dicho públicamente. No quiero ir más allá. Quien tiene que saberlo, lo sabe. Sabía que esta rueda iba a ser un momento difícil y complicado. Siempre peleé por la unidad en el Deportivo. Estoy hablando para los aficionados».

También aseguró que no se sentía suficientemente respaldado por parte del club, al tiempo que agradeció el cariño de la plantilla de jugadores, del personal de Abegondo... En un discurso que parecía remitir a Barral. «Es difícil trabajar cuando notas que están en terreno movedizo o de desconfianza. Mucho de mi estado emocional se debe a que la confianza en el entrenador no era excesiva. Si no confían, tú tampoco puedes ser un río de alegría. Es verdad, pero eso no se puede confundir con la pasión por el trabajo», dijo antes de insistir en la mala sintonía con el club, pero considerando al presidente, Fernando Vidal, «un amigo». «Es difícil trabajar cuando notas que están en terreno movedizo o de desconfianza. Mucho de mi estado emocional se debe a que la confianza en el entrenador no era excesiva. Si no confían, tú tampoco puedes ser un río de alegría. Es verdad, pero eso no se puede confundir con la pasión por el trabajo», añadió el entrenador de Castrofeito.
Y ya casi a punto de cerrar su larga comparecencia telemática, añadió sobre Vidal: «Podemos ser amigos y discrepar en una decisión. Tengo mi opinión y Fernando Vidal hace las suyas en el entorno en que dirige. No piensa igual que yo. No tengo por qué romper nuestra relación. Él tendría que analizar otras situaciones como lo hago yo».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
3 votos
Comentarios

¿A quién dispara Fernando Vázquez en sus críticas?