La abundante herencia de Natxo

TORRE DE MARATHÓN

CESAR QUIAN

El técnico destituido aportó al Dépor varios recursos que deberían contribuir al éxito de la propuesta de Martí

13 abr 2019 . Actualizado a las 05:00 h.

José Luis Martí apenas ha gozado de cuatro días de entrenamientos para preparar la cita de esta tarde en El Sadar, pero cuenta en su favor con la herencia de Natxo González. Antes de abandonar el Dépor, el técnico vasco consolidó varios recursos que facilitarán las cosas a su sucesor.

nivel en grandes citas

25 puntos contra el resto de aspirantes al ascenso

El Deportivo apenas ha fallado ante el resto de candidatos al ascenso por cualquier vía. En los duelos con rivales directos se vio el mejor rendimiento del conjunto blanquiazul a las órdenes de Natxo. Liberados de la obligación de ganar ante la complejidad del adversario, y concentrados al máximo, los jugadores coruñeses cuajaron sus partidos más brillantes al medirse a los tres equipos que ocupan lo alto de la tabla de Segunda. Derrotaron al Granada en Riazor y Los Cármenes, y no dieron opción al Osasuna y al Albacete en los mejores encuentros del Dépor en condición de local este curso. Son 25 los puntos acumulados en citas con los nueve escuadras con las esperanzas más fundadas en la pelea por subir a Primera. Esa solvencia influye en el factor anímico y será una baza extra a explotar esta tarde en Pamplona. En la jornada 15, los dirigidos por Natxo derrotaron por 2-0 a los de Arrasate.

balón parado

Solo un gol encajado en 32 partidos

La primera acción a balón parado en contra servirá para desvelar si José Luis Martí confía en la fórmula del éxito de su predecesor en las jugadas de estrategia. Pese a la controversia que generó en un principio y las dudas que llegó a despertar en algunos futbolistas del Dépor, la idea de acantonar a todo el plantel en torno a Dani Giménez se tradujo en una imbatibilidad casi absoluta. Solo el Tenerife consiguió marcarle a los coruñeses a través de esta suerte, aprovechando el error más grueso del portero en lo que va de curso. El resto de rivales han probado todo tipo de artimañas sin generar más que emociones fuertes en el aficionado blanquiazul.