Tres en la rampa de salida

El Deportivo negocia el traspaso de Guilherme al Al Jazira de Emiratos, mientras Sidnei se encamina hacia Abu Dabi y el fútbol turco tienta a Albentosa

Guilherme
Guilherme

A Coruña

La operación salida sigue en marcha en el Deportivo. Después de las despedidas de Andone, Çolak y Luisinho, las próximas podrían ser las de Guilherme, Sidnei y Albentosa, que estudian ofertas para salir del club.

Las negociaciones por el mediocentro llevan fraguándose varias semanas, pero solo ahora parecen acercarse a una conclusión exitosa. Todo indica que el Al Jazira de Emiratos Árabes se convertirá en su destino en una operación que convence a todas las partes: Guilherme, cuyo acuerdo con el Deportivo le vinculaba hasta el 2021 y que acabaría firmando un jugoso contrato en un campeonato bañado por los petrodólares, pero también favorece al Dépor, que con el traspaso podría recuperar la importante apuesta que había hecho el pasado verano, cuando pagó 4 millones de euros por su pase.

También desde Oriente ha llegado una oferta por Sidnei, más concretamente del Al-Wahda de Abu Dabi, el mismo club que a primeros de junio firmó a Çolak. Por ahora se trata de una posibilidad en la que apenas se ha comenzado a trabajar, pero que podría acabar con otro deportivista en un club del golfo Pérsico. El central, de 28 años, ha visto cómo entre las repetidas lesiones que ha padecido, los rumores de su permanente situación en el mercado y el retraso en la tramitación de su nacionalidad española su rendimiento no ha dejado de bajar en la última temporada.

La tercera negociación en marcha implica a otro central deportivista al que una grada muy enfadada cargó con casi todas las culpas por el escasísimo rendimiento defensivo del Dépor en la reciente temporada. El fútbol turco ha mostrado un fuerte interés por Albentosa. El Fenerbahçe y el Sivasspor pretenden al jugador que, como Sidnei, tiene contrato en vigor hasta el 2020.

Condicionadas

Hay que recordar que estas operaciones, ya en marcha, están condicionadas por los contratos de buena parte de la plantilla blanquiazul, pues tal y como La Voz reveló el pasado 6 de junio, muchos tienen en sus manos el poder de decisión sobre su futuro. Los futbolistas del Deportivo no solo pueden elegir destino sin que exista una fecha límite para comunicar su intención al club, sino que también disponen de la posibilidad de acogerse a una cesión obligatoria y gratuita, si un equipo de Primera llama a su puerta.

Con Guilherme en estos momentos más cerca de la rampa de salida que sus compañeros, la entidad coruñesa trabaja para obtener el mayor traspaso posible. Según reveló Tino Fernández en los últimos días, las salidas ocurridas hasta ahora han reportado 8 millones de euros al club.

El pobre rendimiento del mediocentro apenas despejó las dudas que su fuerte inversión había generado

Pocas voces pusieron el grito en el cielo el pasado verano por los cuatro millones de euros pagados a cambio del pase de Guilherme. Sin embargo, su pobre rendimiento a lo largo de la temporada nunca las desmintió. El brasileño, de 27 años, había protagonizado un buen primer año de cesión en A Coruña, cuando llegó al fútbol español procedente del Udinese italiano. Demostró entonces capacidad para abarcar mucho terreno, gracias a su recorrido y carácter, e incluso llegada a la portería contraria. Por un momento, pareció valer aquello que se había pagado por él. Fue todo un traspaso récord, pues en la etapa de Tino Fernández solo se había alcanzado el pago de una cantidad similar por el 70?% de los derechos de Andone, y nunca se volvió a repetir tamaña inversión.

Tras la apuesta y el fichaje, en cambio, las cualidades de Guilherme apenas volvieron a brillar ni se convirtieron en puntos para su equipo durante la recién finalizada campaña. Bien es cierto, que jugó de forma habitual con los cuatro entrenadores que pasaron por A Coruña durante estos dos últimos años, pero en esta temporada reciente no le favoreció esa posición de mediocentro defensivo que le tocó ocupar, pues dio muestras de que no le sobraba orden táctico y que su posición más retrasada privaba a su fútbol de aquellos aplaudidos disparos contra la portería rival.  

El nuevo acelerón en los traspasos permitiría volver a abrir el grifo de los fichajes

El Deportivo está siguiendo al dedillo esa máxima de que antes de entrar dejen salir. La próxima marcha de Guilherme, Sidnei y Albentosa permitiría la llegada de otro puñado de futbolistas, entre los que estaría el ya firmado Pedro Sánchez (que se comprometió por dos temporadas) y el muy cercano delantero del Alavés Christian Santos. Hasta ahora el Deportivo ha anunciado las incorporaciones de tres futbolistas al proyecto de la próxima temporada: el portero Dani Giménez, a los pocos días de acabar la pasada Liga como estandarte de los fichajes que están por llegar, mientras Dubarbier y Álex Bergantiños ha ido a caballo de las únicas tres salidas que se han desencadenado hasta ahora, las de Andone, Çolak y Luisinho.

Mientras tanto, la reciente presentación de Natxo González también podría acelerar la configuración del cuerpo técnico con que el entrenador vasco contará. Al igual que en Zaragoza, contará con Bernardo Tapia como mano derecha, pero a partir de ahí queda por confirmar la presencia un año más de Julio Hernando en la posición de preparador físico, y habrá que resolver quién ocupará el cargo de preparador de porteros, después de que el Deportivo comunicase a Manu Sotelo que no contaba para la próxima temporada.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
28 votos
Comentarios

Tres en la rampa de salida