Con un ojo en el banquillo

Aduriz y Muniain apuntan a suplentes ante un Dépor al que batieron en las últimas visitas a San Mamés


Anda Ziganda allanándole a Aduriz el canto del cisne. Aprovecha la pizarra de las alineaciones para dejarle recados que el ariete recibe sin inmutarse. El Athletic lleva más de un lustro viviendo del acierto del donostiarra, que a los 37 años sigue sin relevo, y en el club son conscientes de la necesidad de encontrárselo. Tienen que acostumbrarse a vivir sin un punta que explotó tarde y a la segunda, cuando San Mamés ya era nuevo. A tiempo, sin embargo, de remediar la falta de delanteros que encajaran en el patrón de los leones. Lo hace Aduriz y se lo ha recordado al Dépor en cada visita a la Catedral desde el regreso a Primera. Gol en el fundamental 1-1 de la 14-15, hat-trick en la contundente goleada encajada en la 15-16, y el tanto de la dolorosa derrota (2-1, en el 89) del curso pasado. En las dos últimas visitas, el guipuzcoano encontró un socio especialmente incómodo para el Dépor. Muniain vio puerta en ambos casos y se volvió un dolor entre líneas. Siete goles encajados en las tres visitas más recientes; todos obra de una pareja que probablemente se hará compañía en el banquillo local durante muchos minutos del partido de esta noche.

Ziganda manifestó que el más pequeño del dúo no está aún para ser titular después de haberse recuperado hace solo un par de semanas de la grave lesión que le mantuvo seis meses de baja. Muniain saltó al césped al final del duelo del pasado lunes en Villarreal y tuvo tiempo de anotar el tercero de los visitantes. «Soñé con lo que pasó», desveló días después de su afortunado retorno.

Enganchado al menudo jugador navarro, que se rompió el cruzado cuando ejercía de indiscutible referente de los bilbaínos, el Athletic aún espera recuperar plaza en la pelea por la Liga Europa, competición de la que le expulsó el Olympique de Marsella coincidiendo con las dos últimas titularidades de Aduriz.

Entonces aún se pensaba que Ziganda podía estar reservando al delantero para tenerlo fresco en el torneo continental. Pero este ha concluido para los leones y su ariete sigue en el banquillo. Hoy, salvo sorpresa, esperando junto a Muniain otra oportunidad de castigar al Deportivo.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
4 votos
Comentarios

Con un ojo en el banquillo