Dos amigos, dos rivales y tres puntos

El Dépor tratará de reencontrarse con la victoria frente a un Sevilla que baja lejos del Pizjuán

Alineación del RC Deportivo - Sevilla FC Alineación del RC Deportivo - Sevilla FC

A Coruña / La Voz

El 27 de junio de 1995 un gol de Alfredo sirvió para unir los destinos de dos clubes y dos aficiones que desde entonces se han mostrado inseparables. Aquel gol del de Vicálvaro daba el primer título oficial al Deportivo y metía al Sevilla en la Copa de la UEFA, lo que supuso una doble celebración herculino-sevillana. Coincidió el inicio de esa gran amistad con una época marcada por un Dépor muy superior y que contaba sus enfrentamientos por victorias, con un Fran casi siempre goleador.

Veintiún años después, la amistad entre clubes y aficiones perdura, pero los equipos han intercambiado sus posiciones. Los andaluces luchan por los títulos, especialmente en la Liga Europa, en la que llevan tres seguidas, y los coruñeses por mantener la categoría. Los enfrentamientos entre ambos también han dado un vuelco, pues si hasta el año 2006 el Dépor contaba prácticamente todos sus partidos por victorias en Riazor, desde entonces el Sevilla ha conseguido arañar cuatro victorias y dos empates.

Y en la tesitura de revertir, de nuevo, la situación se encuentra el Deportivo de Gaizka Garitano. Con dos semanas de descanso en las que «los chavales han trabajado muy bien», según palabras del propio entrenador, los blanquiazules reciben a uno de los cocos de la Liga, que llega después de haber tenido contra las cuerdas al Barcelona, pero con pobre bagaje como visitante. Al igual que la pasada temporada, el Sevilla baja mucho fuera de Nervión, tal y como lo demuestra que en las dos últimas temporadas solo ha logrado un triunfo fuera. El de la octava jornada de este ejercicio en Leganés.

El encuentro se presenta con atisbo de cambios por ambas partes, aunque por motivos bien diferentes. El Sevilla, aunque camina con paso firme en la Champions, todavía no tiene garantizado su pase a la siguiente ronda, por lo que la cita del martes en Turín se antoja trascendental. Esto y las molestias físicas de algunos futbolistas parecen motivar a Sampaoli a realizar algunos cambios en el once inicial, al que regresarían jugadores como Pareja o Sarabia.

Cambios

En el caso blanquiazul, según lo entrenado ayer en Abegondo, Gaizka Garitano medita también algunas variaciones. Dos principalmente. La primera sería la inclusión de Fayçal Fajr en la línea de tres cuartos, lo que le serviría para reforzar la contención en la medular cuando toque repliegue, mientras que la segunda iría encaminada a la punta del ataque. Ahí tiene todavía más dudas el técnico vasco, pues medita entre mantener la confianza a Andone tras su gol en Granada o darle descanso una vez que regresó de la selección y dar entrada a Ryan Babel para que el rumano salga más fresco en la segunda parte. Así lo trabajó en la citada sesión preparatoria. Quien también podría precisar descanso dado el largo desplazamiento realizado es Borges, pero el propio entrenador confesó ayer que, en principio, cree que ha recuperado bien después de haber adelantado su regreso un par de días.

Variaciones en busca de mantener el nivel mostrado esta temporada en casa (no siempre acompañado por los resultados) pero sobre todo con el objetivo de lograr puntos que lo alejen de una zona de peligro que empieza a crear cierta ansiedad entre la afición. Una necesidad que es menor en el Sevilla, acomodado en la quinta plaza, que no peligra, pero que aspira a puestos de Champions.

Dos rivales. Dos amigos. Dos aficiones hermanas. Un partido. Un estadio. Y noventa minutos de juego para sumar tres puntos.

Garitano recuerda que los presupuestos suelen marcar la clasificación final

A pocas horas de recibir al Sevilla, Gaizka Garitano hizo un ejercicio de realismo al recordar cómo los presupuestos acostumbran a marcar la clasificación final y explicar que la diferencia entre su Dépor y el conjunto andaluz es enorme.

No obstante, el técnico blanquiazul se mostró esperanzado de sacar un resultado positivo en el encuentro de hoy porque ve a su equipo preparado y con muchas ganas. «En casa tenemos buenas sensaciones y debemos seguir en la línea. Tenemos un partido de los más difíciles, pero jugamos ante nuestra afición. He visto trabajar bien a los chavales estas semanas, y creo sinceramente que podemos. Somos capaces de plantarle cara al Sevilla. Ya lo demostramos contra el Valencia», expresó

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

Dos amigos, dos rivales y tres puntos