La que podría haber sido la confirmación de un buen inicio de temporada en cuanto resultados, tras sumar cuatro de los seis primeros puntos posibles, ha tornado en unfrenazo con una derrota ante el Athletic que suponen para el Deportivo encadenar un segundo partido incapaz de marcar, ahora sin Lucas Pérez y probablemente sin  Joselu, lesionado en el choque ante los bilbaínos.

Este 0-1 sirve para reseñar dos datos preocupantes que arrastra el cuadro blanquiazul en Riazor, como el de haber marcado solamente en uno de los cinco últimos encuentros en Riazor: ante el Eibar (2-1), algo que no consiguió ante Barcelona (0-8), Getafe (0-2), Real Madrid (0-2) y Athletic (0-1). Además, la derrota impide a los coruñeses encadenar dos triunfos como local, algo para lo que hay que remontarse hasta mediados de la campaña 2014/15, cuando ganó sucesivamente en Riazor a Elche (1-0) y precisamente Athletic (1-0).

El encuentro de este domingo nos dejó el debut de dos futbolistas en las filas deportivistas, Joselu y Marlos Moreno, con los que el total de efectivos empleados por el club gallego en Primera división se eleva hasta 443. En el caso de Marlos Moreno, se convirtió en el segundo jugador colombiano en vestir la camiseta blanquiazul en la máxima categoría, tras Abel Aguilar (28 encuentros en 2012/13), toda vez que Brayan Angulo no llegó a disputar un sólo minuto liguero en la campaña 2009/10, aunque sí en Copa.

El único dato medianamente redondo que dejó el partido ante el Athletic fue que Juanfran Moreno llegó al medio centenar de derrotas en Primera división en 108 encuentros, un balance que reduce a 26 partidos perdidos de 72 jugados con el Deportivo. En las filas rojiblancos fijó un dato llamativo el goleador Raúl García, quien se convirtió en el 139º futbolista en la historia de la Liga en alcanzar los 350 partidos disputados.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

Sequía goleadora preocupante en Riazor