Ángel Lafita: «No le deseo a nadie los tres días que pasé sin poder salir de casa»

Lafita recuerda cómo fue su marcha del Dépor y se muestra feliz por volver a Riazor


a coruña / la voz

En A Coruña pasó dos años que califica de maravillosos. Encontró un club que confió en él «cuando solo llevaba cuatro partidos disputados en Primera» y una afición que «siempre mostró su cariño». Pero su marcha estuvo marcada por el enfrentamiento entre el Zaragoza y el Deportivo que lo pilló por medio. Tres años después, Ángel Lafita regresa a Riazor, feliz por reencontrarse con ex-compañeros y amigos y con la conciencia tranquila. «El que peor lo pasó en aquel momento fui yo. Estaba en el medio. Era un mandado. Pero no hice nada malo. Había un contrato firmado por tres partes con una cláusula que todos conocíamos y habíamos aceptado», explica el ahora futbolista del Getafe.

-¿Cómo recuerda aquellos días?

-Con tristeza. Estaba tranquilo en A Coruña y me dicen que me tengo que marchar, que deje de entrenarme con el Dépor. Por otra parte, el club coruñés presionándome también para que me quedara... No le deseo a nadie los tres días que pasé sin salir de casa.

-Algo tendría que ver usted también en todo lo que se montó.

-Lo que tenía que ver era que en su día hubo un acuerdo firmado por tres partes: el Zaragoza, el Deportivo y yo. Y ese pacto incluía una cláusula de recompra, igual que en el año anterior la había ejercido el club coruñés. A partir de ahí, a mí se me escapa todo de las manos.

-Pero el contrato generaba dudas.

-Podía generar alguna sobre lo que había que pagar o no. Pero eso no era cosa mía. De hecho, en mi caso, el juez me dio la razón.

-Llegan a Riazor usted, Lopo y Juan Rodríguez, que también se fueron del Dépor con problemas judiciales. ¿Imagina la que les espera? ¿Ha hablado el técnico con ustedes estos días?

-No sé los problemas que ellos hayan podido tener. Pero la afición es muy libre de manifestarse como quiera. Yo ya jugué en Riazor y me recibieron con dos pancartas. Bueno, son cosas que pasan. De todos modos, Lopo y Juan tienen la veteranía suficiente como para enfrentarse a la situación que sea, así que no hace falta que el míster nos diga nada. Ojalá que nos reciban bien, pero son cosas que nosotros no podemos manejar.

-En el aspecto Deportivo, Riazor acogerá un duelo entre dos equipos al alza.

-La verdad es que sí. A nosotros nos vino muy bien la victoria frente al Madrid, que por ser el rival que es siempre resulta más sonada y el Dépor ha tenido un gran comienzo, con un triunfo y un empate, con un gran segundo tiempo frente al Valencia.

-¿Cómo ve al conjunto coruñés y dónde cree que estará al final de la temporada?

-Todavía es pronto para hacer análisis, pero por lo que ha visto anda bien. No es habitual que un recién ascendido empiece tan bien. Pero no debe olvidar que su objetivo inicial ha de ser la permanencia, algo que deseo de corazón.

-Vistos los dos primeros partidos, si se deja caer a una banda, seguro que busca la de Evaldo.

-Ya veremos lo que pasa. Seguro que la defensa, en líneas generales, mejorará en los próximos partidos. No se puede juzgar a un futbolista solo por un par de partidos. Y menos yo, como profesional.

-¿Mantiene contacto con la plantilla?

-Cada vez quedan menos de los que tuve como compañeros. Con quién más compartía era con el Wey [Guardado], pero al no estar él... Sin embargo, sigo manteniendo contacto con Dani Aranzubia y alguno más.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
11 votos

Ángel Lafita: «No le deseo a nadie los tres días que pasé sin poder salir de casa»