Barba cuidada, barba amada

Espesa, cuadrada, perilla, arreglada, frondosa, o con las patillas marcadas, eso sí, siempre limpia y bien cuidada


Ana Moreiras

Cunde la fiebre peluda. La época dorada de los metrosexuales, los que siguiendo el ejemplo del venerado David Beckham hicieron del grooming (aseo, en inglés) su religión, ha llegado a su fin. Los retrosexuales son los hombres del momento. Sus espesas barbas de aspecto varonil aparentemente descuidadas les identifican.

Como suele ocurrir con todas las corrientes estéticas, modelos y actores fueron los primeros en rendirse a la ¿nueva? moda del culto al vello facial. De ahí a la proliferación de los clones de Robinson Crusoe en esta nueva era neanderthal ha mediado un suspiro. A pesar de lo cíclico de las tendencias, la barba, aporte de madurez y elegancia a partes iguales, siempre ha estado ahí, esperando paciente a convertirse en protagonista y realzar la masculinidad de quienes deciden renunciar al incómodo afeitado matutino.

Cada vez son menos quienes desdeñan la connotación de sabiduría, libertad y excentricidad que confieren esos 30.000 pelos que tiene de media el pelaje del rostro y desentierran el hacha de guerra contra el temido efecto hombre-lija. Pero el «modo talibán», que dicho sea de paso requiere tiempo, dedicación ¡e higiene!, resiste el envite con firmeza. Algunos aseguran que esta apariencia desaliñada es propia de etapas de desencanto y pesimismo, o lo que es lo mismo, una crisis económica de campeonato. Toda una declaración de intenciones. Aunque seguro que en esta vuelta a la esencia del hombre que representa la barba, que no a la figura patria del macho ibérico -este sí ha pasado a mejor vida-, ha tenido mucho que ver su poder para camuflar imperfecciones varias, desde cicatrices hasta papadas. Por algo la llaman el maquillaje de los hombres, capaz de ocultar los rasgos menos favorecedores y realzar los más interesantes. ¿Y lo bien que les sienta a Brad Pitt, Ben Afleck o Hugh Jackman e incluso al del 5ºA? Espesa, cuadrada, perilla, arreglada, frondosa, o con las patillas marcadas, eso sí, siempre limpia y bien cuidada. Si perteneces a esta tendencia pero te falta maña, El Corte Inglés te ofrece una gran gama de afeitadoras con un 20 % de descuento, que te permitirán llevar un look cuidado y a la moda.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
3 votos

Barba cuidada, barba amada