«Águila Roja» se despidió con un final épico que deja la puerta abierta

El último episodio reunió 3,6 millones de seguidores, el más visto desde diciembre del 2014

.

redacción / la voz

«Si algo he aprendido en estos años es que todas las épocas necesitan un héroe». Con este monólogo final despidió Sátur para siempre la serie Águila Roja después de confirmar que el hijo de Gonzalo y Margarita acaba recogiendo el legado de su padre y luchando por un futuro mejor. Dejó así abierta la puerta para el futuro y para una posible serie derivada de las andanzas del justiciero que luchó contra el opresor. Las andanzas de Gonzalo de Montalvo dijeron adiós con un desenlace épico y emotivo que conmovió a sus seguidores, quienes volvieron a darle su apoyo con el episodio de mayor audiencia desde diciembre del 2014. 

Un total de 3.661.000 espectadores, el 21,6 % de cuota de pantalla, vieron el episodio final, que llegó a ser visto en algún momento por 6 millones de personas. Su minuto de oro se produjo a las 23.55 horas, con 4.171.000 espectadores y una cuota del pantalla del 28,5 %, en el momento en que Gonzalo y Margarita huían para vivir por fin ese amor que el público esperaba.

Los seguidores se despidieron con emoción en las redes sociales de toda una época de sus vidas en la que, desde el 2009, esta serie de TVE estuvo presente como el entretenimiento familiar predilecto.

El épico final hizo temblar por un momento a los espectadores con un posible cierre dramático al estilo de Médico de familia cuando el escudero interpretado por el gallego Javier Gutiérrez murió y subió al cielo. Pero una vez allí se encontró con Cipriano, que le brindó su perdón para que el fiel escudero pudiera vivir en paz. Así regresó a la vida, cuando ya Gonzalo lloraba su pérdida, y ahí reveló la clave del final: «Si Dios me ha dejado volver es porque este va a ser un final apoteósico. Va a ser el mejor final de toda la historia». 

Y lo fue para sus seguidores, para quienes la única opción que podría mejorar lo presente habría sido la continuidad de la serie. Pero el final ya estaba sentenciado.

Águila Roja, que ha tenido en su elenco a David Janer, Javier Gutiérrez, Inma Cuesta, José Ángel Egido, Eusebio Poncela, Eliana Sánchez y Santiago Molero, entre otros, se ha emitido en 45 países, como Estados Unidos, Afganistán, Cuba y Bolivia. 

La ficción ha cosechado 37 premios, entre los que están el Ondas 2010 a la mejor serie nacional, siete premios Iris de la Academia de la Televisión, la medalla de plata del Festival de Televisión y Cine de Nueva York, y el premio del FesTVal de Vitoria a la mejor serie dramática.

Águila Roja ha sido una de las series españolas más vistas de los últimos años y también se ha situado como una de las más longevas, algo ya poco frecuente en la ficción nacional más reciente. Su temporada más vista fue la tercera, con 5.834.000 y 30,1 % de cuota. El episodio emitido el 4 de noviembre del 2010 está a la cabeza, con 6.434.000 y 32,5 %, lo que lo convierte en el capítulo de ficción más visto de los últimos seis años. 

Águila Roja ha sido una de las series de época de referencia en de TVE, que prepara su relevo en este género con la serie El final del camino, que Voz Audiovisual produce para TVE y TVG y que actualmente se graba en diferentes lugares de Galicia.

Votación
12 votos
Tags
Comentarios

«Águila Roja» se despidió con un final épico que deja la puerta abierta