Fianza millonaria por acusar a Marichalar de tomar cocaína

Un juez se la impone a la revista «Época» por vincular al ex marido de la infanta Elena con el consumo de drogas


redacción/la voz.

Una medida ejemplar. Esa ha sido la decisión del titular del Juzgado de instrucción número 27 de Madrid, Enrique Luis Bergés, en relación con una denuncia presentada hace dos años. Se trata de la oficiada por Jaime de Marichalar, ex esposo ya de la infanta Elena, contra la revista Época, que en ese momento -2 de octubre del 2008- sacaba a la calle un número con una portada inequívoca, vinculando al todavía entonces duque de Lugo con el consumo esporádico de cocaína.

La medida judicial, que se dio a conocer ayer, se incluye dentro del auto de apertura del juicio oral por esa demanda, que implica a los periodistas Carlos Dávila y María Eugenia Hernández Viñés. Al primero le afecta en tanto era director entonces de la revista, aunque hoy ocupa el cargo de director general de publicaciones del Grupo Intereconomía, al que pertenece Época ; y a Eugenia Hernández por ser ella quien firmaba la información.

Además, para evitar cualquier subterfugio legal que impida el pago, el juez imputa a la empresa editora de la publicación, Difusora de Información Periódica, S.?A., como responsable civil subsidiaria.

Y no solo es ejemplar el auto en la cantidad, que eleva a 1.039.980 euros, sino en el plazo de ejecución: un día solo para abonarlo, ya que si hoy no se consigna el dinero en el juzgado se procederá al embargo de bienes por ese valor.

Sin pruebas

Al parecer, y según ha podido trascender ayer, esta inusual decisión judicial tiene como base el que los imputados no presentasen ninguna prueba para avalar semejante titular que, en concreto, rezaba: «Conflicto en la separación de doña Elena. Alega consumo ocasional de cocaína», acompañando el texto con una foto a toda plana del todavía duque de Lugo.

Este anunció en su momento que iba a demandar a la publicación, y además lo hizo tras explicar que había informado a la infanta y que esta le daba su apoyo. La Casa Real, en cambio, no emprendió acciones legales, ya que es su política inhibirse en este tipo de asuntos con la prensa. Además de la elevada multa, tanto Dávila como Hernández se enfrentan a una posible condena de dos años de cárcel, aunque no implicaría ingreso en prisión. Ayer mismo, en la página web del diario La Gaceta, del mismo grupo informativo que Época, se aclara que «en el número 1.213 del semanario Época no se acusó en ningún momento de cocainómano a Jaime de Marichalar», sino que «recogía las informaciones que el semanario recibió de fuentes de toda solvencia en torno a la separación de los entonces duques de Lugo».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
27 votos

Fianza millonaria por acusar a Marichalar de tomar cocaína