Confinados pero muy conectados

N. NOGUEROL, E. FORJÁN SANTIAGO / LA VOZ

ARZÚA

Los concellos abren canales de comunicación vecinal tras el cierre de instalaciones

27 mar 2020 . Actualizado a las 10:38 h.

Sin escuela infantil, sin polideportivo, sin piscina climatizada, sin campo de fútbol, sin gimnasio, sin biblioteca, sin centro social, sin aula de formación de adultos... Los vecinos de Melide, Arzúa, Toques, Santiso, Touro y Boimorto están inmersos, con las circunstancias particulares de cada uno, en la misma rutina, desde que el cierre de toda instalación municipal y suspensión de actividades culturales, deportivas y de ocio, precedió al restrictivo confinamiento ciudadano. Y al colectivo más vulnerable al contagio del coronavirus, el de los mayores, se dirige el servicio que los diferentes concellos pusieron en marcha, al margen de las medidas que, como la suspensión de las ferias y mercados en las capitales comarcales, activaron por indicación de las administraciones supramunicipales. Es un servicio de asistencia a domicilio para hacerles llegar comida y medicamentos a los vecinos que no pueden o tienen dificultades para salir a la calle.

En Melide, la concejalía de Servizos Sociais puso a disposición de los potenciales usuarios sendos números de teléfono: 981 505 706 y 680 709 783. De igual modo procedió el Concello de Santiso, activando la línea 981 818 501, mientras que en Boimorto, los vecinos tienen que llamar bien a los números fijos 981 516 020 y 981 516 075, en horario de 09.00 a 15.00 horas, o al móvil 608 00 57 18. También se reciben peticiones en la cuenta de correo electrónico correo@boimorto.es.

Igualmente permanecen atentos a avisos extraordinarios de sus vecinos loa concellos de Toques (981 506 408), Touro (981 504 029) y Arzúa (981 500 000, extensión 144), con un plan de actuación en el que «farmacias, supermercados, alcaldes pedáneos, algún restaurante, algún bar, tendas... están colaborando, ou ofrecendo a súa colaboración, en caso de necesidade», afirmó el regidor arzuano, José Luis García López. Las redes sociales están funcionando como el principal canal de comunicación entre concellos y dirigentes locales, y los vecinos, a los que el alcalde de Arzúa también informó que el grupo de voluntarios que habitualmente colabora con la administración municipal es suficiente. García López también indicó que las mascarillas que voluntariamente confeccionaron dos costureras arzuanas «son, por agora, suficientes». Pide el regidor, eso sí, que «se alguén ten provisión de goma ou sabe onde poder adquirila pode avisarnos por se nos fixera falta».

Los ayuntamientos de Santa Comba, A Baña y Negreira, habilitaron un servicio de voluntariado para personas dependientes y mayores que vivan solos o que tengan problemas de movilidad, para que puedan abastecerles de productos de primera necesidad. Los interesados pueden contactar telefónicamente: Santa Comba (663 728 968); Negreira (673 359 936) y en A Baña (981 886 501 sólo de mañana).

Negreira también ofrece la posibilidad de anotarse como voluntario, algo que han hecho una docena de vecinos. Además, y a diario, se ofrece en redes sociales una serie de recomendaciones por profesionales de psicología, deporte, artes plásticas o nutrición, para la realización de actividades muy sencillas, o concursos para los niños, que ayuden a llevar mejor el largo confinamiento.

En Santa Comba, le suman un servicio telefónico de acompañamiento psicológico, de 17 a 20 horas (663 729 490), y de asesoramiento de la actividad física de mañana (667 453 312) y tarde (663 746 693). Aquí, también se han decantado por concursos en las redes.