Un avión se cruzó con un dron en un aterrizaje en Lavacolla

A las denuncias por el uso de punteros láser se suma ahora este incidente 

;
El dron intruso en Lavacolla Imagínense estar en pleno aterrizaje y que se cruce en su camino un objeto volador inesperado. Ocurrió en el aeropuerto de Santiago. No era un Ovni sino un dron.

santiago / la voz

Hace más de un mes, un avión que estaba en plena maniobra de aterrizaje avistó en su trayectoria un dron que volaba ilegalmente sobre las pistas del aeropuerto de Lavacolla. El piloto dio aviso a la torre de control y se comunicó el asunto a la Guardia Civil. El incidente, confirmado por la secretaria de comunicación del sindicato USCA, Susana Romero, que es además controladora aérea en Santiago, es el único de este tipo que se ha producido por el momento en el aeródromo compostelano, donde sí se han reportado varias denuncias por el uso de punteros láser con los que se deslumbraba a los pilotos y que también han sido investigadas por las fuerzas del orden.

Tanto drones como láser suponen dos nuevos riesgos para la navegación aérea que han motivado que el Gobierno endurezca recientemente las sanciones contra ambas prácticas por el riesgo que conllevan. Aunque cueste creerlo, en el 2014 se registraron 894 incidentes con punteros láser en toda España, una cifra que se redujo el año pasado hasta los 682, que siguen siendo muchos.

Tras el endurecimiento de las multas, las sanciones para personas físicas o jurídicas sin actividad comercial ni conocimientos aeronáuticos para estas prácticas van de 60 euros a 45.000 para las leves, de 45.001 a 90.000 para las graves y de 90.001 a 225.000 para las muy graves. Estas son las que se suelen aplicar para aquellos a los que se sorprende usando punteros láser con los que intentan deslumbrar a los pilotos de aviones.

En el caso de los láser se trata de gamberradas inconscientes y muy peligrosas, mientras que en el de drones suele ocurrir más por desconocimiento de la normativa de uso de estos dispositivos por personas que quieren sacar fotos aéreas del aeropuerto o del tráfico aéreo. A estos les afecta el tipo de sanción aún más severa, prevista para personas físicas que realicen actividad comercial o tengan conocimientos aeronáuticos. Van desde los 4.500 a los 70.000 euros en las infracciones leves, de 70.001 a 250.000 para las graves y de 250.001 a 4,5 millones para las muy graves.

Los drones han sido el regalo estrella de esta Navidad, pero son mucho más que un juguete. Pueden conllevar graves riesgos, por eso su uso está terminantemente prohibido en los aeropuertos y sus alrededores. Tampoco se pueden utilizar en zonas urbanas, ni en núcleos habitados, ni sobre concentraciones de personas como manifestaciones o eventos deportivos.

reportaje nuevos peligros para la navegación aérea

4,5 millones

La sanción máxima

Las más graves suelen aplicarse al uso de drones, las más leves van de 60 a 225.000 euros

Conoce nuestra newsletter con toda la actualidad de Santiago

Hemos creado para ti una selección de noticias de la ciudad y su área metropolitana para que las recibas en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
5 votos
Comentarios

Un avión se cruzó con un dron en un aterrizaje en Lavacolla