Un compañero ejemplar

Gabriel Santos

PONTEVEDRA

27 dic 2020 . Actualizado a las 05:00 h.

El Colegio de Procuradores de Pontevedra expresa su inmenso dolor por el fallecimiento de Pedro Sanjuán Fernández, vicedecano de este Colegio, un profesional reconocido y admirado, un pontevedrés enamorado de su ciudad y de la provincia, una persona muy querida por los que lo conocíamos y un compañero ejemplar.

Trasladamos nuestro más sentido pésame a su esposa e hijos, particularmente a nuestra compañera María, a su familia, con su hermana Isabel, también compañera, y a sus amigos y conocidos; y agradecer las muestras de cariño y pesar recibidas de organizaciones y personas de todo el ámbito judicial de Pontevedra, así como de Galicia y España, otra muestra del reconocimiento, merecido, del que se hizo acreedor durante una carrera dilatada e intachable.

Entre los mensajes de condolencias recibidos se repiten, una y otra vez, palabras y expresiones como «humano», «vital», «bueno», «una persona generosa que nunca escatimaba el tiempo para su familia, sus amigos y compañeros», y es que tanto desde su despacho, fundado en 1991, como desde los juzgados y tribunales de toda la provincia, Pedro Sanjuán fue mentor para unos, consejero para otros, colaborador y soporte para todos.

Durante sus casi treinta años de ejercicio, Pedro Sanjuán siempre supo adaptar su práctica a la evolución de la profesión, de las tecnologías y de la Administración de Justicia. Muy pronto se convirtió en una referencia de profesionalidad, honradez y buen hacer hacia sus representados, a los que dedicaba sus profundos conocimientos y talento para el Derecho, pero al mismo tiempo siempre estuvo dispuesto a ayudar de forma desinteresada y discreta a todos sus compañeros, individual y colectivamente.