La despedida más amarga del Teucro ante su afición


pontevedra / la voz

El Teucro tendrá hoy la despedida más amarga de los últimos años. Ante su afición y ya descendidos a la División de Honor Plata, el encuentro será tan solo un trámite para los azules, pero será lo mismo para el Benidorm. En novena posición y sin posibilidades de escalar o bajar un puesto en la clasificación, la visita de los alicantinos supondrá la despedida de su entrenador, Francisco Javier, Zupo, Equisoain.

También los azules tendrán su dosis de despedidas. Será el último partido de Guillermo Fischer, José Rial y Sergio Pérez, bajas confirmadas por el club, y de otros veteranos del equipo que estudian dejar el Teucro. La directiva está sumida en un largo proceso de negociación que supondrá la renovación de buena parte de la plantilla, a pesar de que el club intentará renovar a muchos de ellos.

Pero antes de pensar en las despedidas, quedan por delante 60 minutos de juego de un partido sin trascendencia, pero que los dos equipos prefieren cerrar con una victoria. «La verdad es que llegamos a este partido en las condiciones en las que nunca nos gustaría estar. Nos hubiera encantado jugar este partido celebrando la salvación y pudiendo tener esa última despedida de la temporada en casa con esa fiesta. La semana pasada teníamos la ilusión de que este partido fuera con todo en juego», comenta resignado Luis Montes, que hoy ya no se fijará en lo que pase con el Cangas en Puente Genil. Está descendido de todas formas. «Nos toca vivirlo después de haber descendido. No es fácil, es duro para todos. Desde el primer día intentando luchar, después de consumarse el descenso, intentaremos despedirnos de la mejor forma para dedicárselo a la afición y a la gente que ha estado apoyándonos», concluye Luis Montes.

El Benidorm no se lo va a poner fácil. Prefiere acabar la liga con 30 puntos por una cuestión de orgullo y de deportividad. «A todos nos gusta ganar, así que intentaremos hacerlo para cerrar la segunda vuelta con dos puntos más que en la primera», subraya Equisoain, antes de viajar a Pontevedra. «Hubiera preferido quedar octavo, pero no pasada nada. Es un partido en el que ninguno nos jugamos nada, no nos mueven de la novena plaza pase lo que pase», indica Zupo Equisoain.

Al frente del Benidorm desde hace dos años asegura que cierra una temporada notable en la que solo perdieron en tres partidos en casa ante el Barcelona, León y Bidasoa. «Es una gran plantilla que ha tenido altibajos durante la temporada, pero querrán también despedir el año y a su entrenador de la mejor manera posible», reconoce Luis Montes. El técnico azul subraya el potencia de jugadores como Simonet o Pavan, además de la portería de Leo Vidal y Mile. «Vamos a jugar contra un buen equipo que tampoco se juega nada», indica antes de empezar el último partido de Asobal.

El Teucro tendrá ahora un año en División de Honor Plata para reconducir su trayectoria y volver a Asobal cuanto antes. Ese es el objetivo del club, pero antes tendrá que afrontar una profunda renovación.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

La despedida más amarga del Teucro ante su afición