Voto y voz


Hay quien tiene voz y voto. Pero en estos días poselectorales son más bien de voto y voz. Así, por ese orden. La gente votó. Y luego la gente habló. ¿Cuántos comentarios escuchó esta semana sobre el sentido del voto de los ourensanos, de los gallegos y de los españoles? Con mejor o peor talante, en el bar o en esa barra libre que son las redes sociales, se multiplicaron las críticas a lo que votaron unos y las réplicas a estas. Los ciudadanos tuvieron voto y después decidieron levantar la voz. Pero lo que hay que tener claro es que, cuando tocan elecciones, donde hay que hablar es en las urnas. Ni en las cafeterías ni en Facebook se recuentan papeletas.

En las elecciones -sobre todo en lo que viene después de las elecciones- es especialmente interesante conocer la opinión de los perdedores. Ya se sabe que los que ganan, ganan. Pero, ¿cómo se gestiona la derrota?

En Ourense el fracaso tuvo que asumirlo En Marea y su candidato David Bruzos, que se quedó sin escaño, no tardó ni 24 horas en decir que le toca digerir la derrota. Se declaró sorprendido por el resultado del Partido Popular, que considera «terrible», pero lo hizo desde una perspectiva interesante: «Se sacan eses resultados é porque hai xente que lles vota e hai que reflexionar sobre isto». Reflexionar. Ya ven. Si es que se hace tan poco que hasta suena exótico.

Rocío de Frutos, la candidata del PSOE, que ni ganó ni perdió -virgencita que me quede como estoy- también tuvo voz tras el voto. Hizo su propio análisis y atribuyó en parte los buenos resultados del PP al envejecimiento de la provincia. «Respeto al votante. No lo entiendo, pero lo respeto». Es otra forma de ver el resultado. A lo mejor al votante le ocurre lo mismo. Que la respeta pero que no la entiende.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
7 votos
Tags
Comentarios

Voto y voz