La marquesa de Torroja

Luis Ferrer i Balsebre
Luis Ferrer i Balsebre EL TONEL DE DIÓGENES

OPINIÓN

ANA GARCIA

20 feb 2022 . Actualizado a las 05:00 h.

Leí de refilón en el periódico que a Ana Torroja —cantante de Mecano y contemporánea en la movida madrileña— la habían distinguido con el título de marquesa de Torroja, título otorgado por Franco a su abuelo, Eduardo Torroja Miret, un extraordinario ingeniero de caminos, canales y puertos, al que debemos muchísimas obras públicas en nuestro país, innovador, experto mundial en construcción con hormigón y un trabajador infatigable.

Me parece muy bien mantener el recuerdo eterno de un hombre valioso a través de un título nobiliario. Da igual quién lo detente, el caso es sostener el recuerdo de quien lo mereció.

Faltaron segundos para que en las redes sociales estallaran latigazos de ideología contra Ana Torroja. Dinero, elegancia y blasón están muy mal vistos por las redes, equivalen a supremacía, ventajismo, corrupción, facherío y pijismo... Hay que remontarse a la historia para atacar desde la ideología: «Es un título franquista», acusan. ¿Y qué mérito le quita eso a un ciudadano ejemplar en cualquier época? ¿Tiene Ana que renunciar al título porque lo otorgó Franco? ¿Aceptarlo implica que la cantante es una deleznable franquista?