Felipe VI y la República


Con la abdicación del rey Juan Carlos, España se pregunta si Felipe VI será monarca por mucho tiempo o si, por el contrario, la III República habrá empezado a llamar a las puertas desde el mismo momento del anuncio de tan importante acontecimiento histórico. En contra de lo que muchos pudieran pensar, la España del siglo XXI no es monárquica, y sí, en todo caso, juancarlista. Parte de la ciudadanía le reconoce unos méritos en la recuperación de las libertades, tras la muerte del dictador, que últimamente muchos han empezado a cuestionar. Suponiendo que su papel en el 23-F fuera el que oficialmente se dijo que fue, don Juan Carlos se ganó el cargo. Pero eso es historia, y a Felipe VI se le pedirán otro tipo de cosas, como consolidar la dinastía al margen de la figura de su padre. Tendrá que meterse en el bolsillo a una ciudadanía que se pregunta el porqué de una institución tan trasnochada. Sin duda alguna doña Sofía se convertirá en el mejor de sus consejeros, y convencido estoy de que buena falta le van a hacer sus sabias recomendaciones.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
85 votos

Felipe VI y la República