«La meta de cualquier jugador es ser decisivo en todo lo que hace»

x. r. castro VIGO / LA VOZ

GRADA DE RÍO

Oscar Vázquez

«Me gustaría parar pronto mi primer penalti en liga», dice de su tarea pendiente

17 ene 2021 . Actualizado a las 05:00 h.

Rubén Blanco Veiga (Mos, 1995) se ha convertido en uno de los jugadores de referencia del Celta. El portero firma una excelente temporada con el borrón del último partido, que reconoce, y con la tarea pendiente de estrenarse como parapenaltis en liga. Pero a cambio se ha convertido en un meta que da puntos. Algo más que una frase hecha en el mundo del fútbol.

-¿Qué tal estos días de descanso?

-Nos vino bien. Tuvimos tiempo para trabajar, con días de doble sesión y con trabajo táctico para corregir errores que estábamos cometiendo en los últimos partidos.

-¿Cómo está viendo una temporada marcada por los altibajos?

-De momento parece todo blanco o todo negro. Es cierto que el inicio de temporada no fue como esperábamos e incluso llegamos a estar de últimos, pero en esta última fase de la primera vuelta creo que corregimos mucho, que mejoramos mucho y al ir puntuando de tres en tres fuimos escalando posiciones. Ahora llevamos dos partidos en los que no pudimos puntuar y las sensaciones no fueron del todo buenas, pero estamos para corregir y volver cuanto antes a la senda del triunfo y para retomar las sensaciones que teníamos cuando estábamos haciendo las cosas bien y puntuando.

-¿Qué fue más doloroso, la eliminación copera o el 0-4 con el Villarreal?

-Los dos. Fueron dos partidos en los que las sensaciones fueron malísimas, en Ibiza no nos salió nada. Intentamos olvidarlo cuanto antes y por desgracia a los pocos días hubo otro partido en donde no nos salió nada y como teníamos un grandísimo rival delante, ocurrieron las cosas que ocurrieron.

-Fue también su único mal día.

-Hay que reconocer cuando uno no tiene un buen día y comete errores y aquí estamos para corregirlos y aprender de ellos. Ese día te vas fastidiado para casa por no poder ayudar al equipo pero hay que olvidarlo y poner la mente en el partido con el Betis. Estos días nos vinieron fenomenal para trabajarlo y volver a estar centrados y con ganas.

-¿Está contento con su temporada al margen de ese partido?

-Yo intento ayudar al equipo, trabajar para mejorar y cuando suceden cosas como el día del Villarreal, asumirlas con total naturalidad porque si el fútbol ya es un deporte de errores, en nuestra posición todavía son más visibles.

-¿Percibe que cada día es un portero más decisivo para el equipo?

-La meta de cualquier jugador, no solo de los porteros, es ayudar al equipo y ser decisivo en todo lo que haga y yo creo que cuando ayudas a que el equipo gane estás satisfecho.

-¿Para cuándo la asignatura de los penaltis?

-No me gusta obsesionarme con nada, pero sí que me gustaría pronto parar mi primer penalti en liga y cuando se dé la oportunidad, espero poder ayudar al equipo porque, además es uno de los momentos en donde un portero más puede favorecer. Hay que trabajarlo, analizar a los lanzadores en cada momento y con naturalidad pero sin pausa.