Santi Mina hace historia con sus cuatro goles

El canterano celeste anotó ante el Rayo un histórico póker de goles con apenas 19 años


En la espectacular goleada del Celta ante el Rayo Vallecano por seis goles a uno sobresalió por encima de todos el canterano Santi Mina. El delantero celeste no se había estrenado en su faceta goleadora esta temporada en liga, pero rompió su sequía logrando un histórico póker de goles.

A sus diecinueve primaveras, Santi Mina consiguió el póker de goles más joven en ochenta años en liga. El último precedente de un jugador del Celta que hubiese marcado cuatro goles en un mismo partido data del año 1979, cuando entonces lo hiciese Mori.

Ante el Rayo Vallecano, el canterano comenzó su exhibición en el minuto 21 tras un gran pase de Nolito que le dejó solo ante Toño, al que batió con un disparo con la diestra ajustado al palo derecho. Antes del descanso, el propio Santi Mina firmaba el 4-1, sentenciando practicamente el partido con una definición de mucha clase, picando el balón sobre el portero rayista para batirle por segunda vez en el partido.

Lejós de conformarse con sus dos goles, en el segundo tiempo el joven futbolista continuó destrozando a los rayistas. Su hat-trick lo logró tras un magnífico centro de Orellana desde la banda izquierda que Santi Mina cabeceó con mucha calidad, poniendo el balón en la cepa del palo izquierdo.

Para finiquitar su histórico encuentro, Santi Mina anotó su cuarto gol, el que sería el definitivo 6-1, tras recibir un gran pase de Nolito entre líneas y regatear con categoría  Toño para anotar a puerta vacía. El colofón de la noche llegó cuando fue sustituido y el jugador recibió el reconocimiento unánime de una afición entregada a su partidazo y que ya ha puesto en él sus ojos para liderar al Celta del futuro.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
10 votos
Comentarios

Santi Mina hace historia con sus cuatro goles