Que no decaiga

Rocío Candal
Rocío Candal DIARIO DE UNA FUTBOLISTA

DEPORTES

31 mar 2016 . Actualizado a las 16:44 h.

Ayer todos fuimos un poquito del Barça. Vimos en su figura la nuestra. Sentimos el reflejo de nuestra realidad en sus caras. Creímos. Durante 90 minutos pensamos que era posible. 

Sonaba a utopía, nos frotamos los ojos, y vimos que era real. Que el sendero está abierto. Que queda mucho camino, pero que ya lo estamos recorriendo. Un grupo de estudiantes -en su mayoría- así nos lo hizo ver. 

Nos hicieron soñar contra todo un PSG. Que para quién no siga el fútbol femenino es algo así como "el rival" -o uno de ellos-. Por la diferencia de presupuesto, por la estructura, por los nombres... A otro nivel. No entraré en comparaciones, pero es que la diferencia, en todos los aspectos, resulta abismal, hasta que pita el árbitro, claro. Ahí todo se iguala, o eso nos intentaron explicar ayer las blaugranas.