Emilio de Dios abandona el Lugo

El club anunció ayer a última hora la marcha del director deportivo, que habría acordado su salida tras la decisión del Consejo de no renovarle a final de curso


LUGO / LA VOZ

Tarde movida para el Lugo. El club anunciaba ayer a última hora que Emilio de Dios dejaba su cargo como director deportivo rojiblanco. Según un escueto comunicado, se justifica el movimiento asegurando que el Consejo de Administración celebrado por la mañana «decidió la no renovación» del asturiano la próxima temporada, lo que motivaría «un acuerdo de ambas partes» para su cese inmediato. Las razones de esa urgencia, «para que el director deportivo pueda afrontar con tiempo suficiente su futuro, así como el Lugo pueda hacer lo propio en la planificación de la plantilla, de cara a la próxima temporada».

El asturiano se convirtió, el pasado verano, en el sustituto de Toni Otero como gestor del capital humano de los rojiblancos. Fue el primer movimiento de la temporada, fracasada la apuesta anterior que encarnaban Luis Milla y el propio Otero.

Aunque en su día el fichaje de Emilio de Dios se anunciaba por una temporada, en su presentación, el técnico comentaba que «no me gustan los cambios, como demuestra mi trayectoria» y dejaba claro que mientras tuviera la confianza del Consejo de Administración, «tardarán cinco minutos en convencerme de que me quede». Sin embargo, la confianza se habría roto.

Pérdida de confianza

La marcha de Pedraza podría haber tensado la relación. Poco después de la salida del extremo izquierdo al Leeds United por decisión del Villarreal, el director deportivo mostraba su «agradecimiento» al club amarillo: «Porque nos lo cedió a mitad de verano y, además, nos compensará económicamente». Su discurso se vio en contradicción con el del presidente del club, Tino Saques, que apenas unas semanas después dijo que «las formas del Villarreal «no cayeron de buen grado», porque «una operación de ese calibre lleva por lo menos 10 días y nos lo dijeron 72 horas antes».

El fracaso en las negociaciones para la llegada del delantero Carlos Castro también podría haber empañado la confianza entre Emilio de Dios y el Consejo. Con un amplio pasado en el Sporting de Gijón, el director deportivo fue incapaz de que el club asturiano cediese al futbolista en invierno, aunque el jugador apenas estaba contando con minutos.

Algunos testigos aseguran además que, en el último partido disputado entre el Lugo y el Elche (1-2), se habría producido en el palco una tensa discusión entre ambos. Esta circunstancia podría haber sido detonante para la decisión del Consejo de Administración, reunido en torno a las 10.00 horas de ayer.

Mandiá, posible sustituto

Las dudas ahora recaen en quién reemplazará a Emilio de Dios en la dirección deportiva del Lugo. Manolo Mandiá, adjunto hasta ahora en el cargo, podría hacerse con las riendas de forma provisional.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
3 votos
Comentarios

Emilio de Dios abandona el Lugo