El filón del balón parado del Lugo

Los rojiblancos exprimen la estrategia para recuperar la pólvora


Lugo / La Voz

Durante la pretemporada, el Lugo sacó jugo de las acciones a balón parado para dinamitar la resistencia de los rivales. Y, después de seis jornadas de Liga, los rojiblancos han reventado la bolsa. Después de cinco partidos en los que solo encontraron puerta en una ocasión (Pita contra el Valladolid), la inspiración brotó contra el Osasuna. Cuatro goles borraron el dudoso honor de ser el conjunto menos realizador de la categoría. Y, como en los amistosos estivales, Manu y Pavón volvieron a erigirse como dos de los estiletes del Ángel Carro.

Las incorporaciones de jugadores como David López o Jonathan Valle han incrementado el potencial del Lugo en las acciones de estrategia. Y a balón parado han nacido el 80% de los tantos que los rojiblancos han sumado hasta la fecha en Liga.

Frente al Osasuna, Manu marcó de penalti. Y David López fue el ejecutor de dos córneres que acabaron en la portería navarra (uno obra de Pavón y el otro, de Maikel en propia puerta).

En el debe negativo de los del Ángel Carro aparece la poca capacidad para contrarrestar las acciones de estrategia de los pamplonicas. Dos tantos del Osasuna nacieron en ese tipo de lances. Acciones recurrentes que ya costaron reproches en algunos tramos de la pasada temporada.

En busca del mesías

Si en las dos últimas campañas el Lugo contó con dos estiletes muy definidos (Óscar Díaz y Rennella), en la presente temporada ningún futbolista ha despuntado por portar a sus espaldas el peso de los goles. Tanto es así que Pita, Pavón, Manu e Iago Díaz son los cuatro realizadores de los del Ángel Carro en las seis primeras jornadas. Todos ellos viejos conocidos de una afición que permanece a la expectativa de conocer cuál de las incorporaciones del pasado verano aportará el primer tanto de un debutante.

Uno de los que aspira a ese honor es Lolo Plá, que ya marcó en la Copa del Rey y de cuyas botas partió el pase definitivo del único gol que el Lugo ha marcado en jugada: el del 1-1 frente al Osasuna, materializado por Iago Díaz.

Asignatura pendiente

El Lugo visitará pasado mañana el Mini Estadi para enfrentarse con el Barcelona B. Uno de los retos del conjunto rojiblanco es firmar el primer gol de la temporada lejos del Ángel Carro. Y es que, en los tres primeros desplazamientos del curso, no le han marcado ni al Mirandés, ni a Las Palmas ni al Recreativo.

La sequía goleadora a domicilio se ha prolongado durante 362 minutos. Desde que Manu marcó, de penalti ante el Hércules, en el penúltimo viaje del anterior curso. Después, los rojiblancos regresaron de vacío de Ipurúa (1-0).

Los goles a domicilio son una de las asignaturas pendientes de los del Ángel Carro, que solo han marcado uno -a balón parado- en los últimos siete desplazamientos ligueros.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
3 votos

El filón del balón parado del Lugo