Patrimonio evalúa el estado de Santa María das Areas

El arquitecto César Portela y la constructora entregaron ayer las obras realizadas que desataron la polémica de la pintura

César Portela en la iglesia de Santa María das Areas.
César Portela en la iglesia de Santa María das Areas.

Cee / La Voz

Representantes de Patrimonio Cultural de la Xunta de Galicia, de la empresa constructora y el director del proyecto, el arquitecto César Portela, llevaron a cabo ayer en la iglesia de Santa María das Areas el acto de entrega oficial de las obras realizadas en el templo en los últimos meses, que tanta polémica generaron en torno al color azulado elegido para pintar arcos y bóvedas. Y lo hicieron, según explicó el alcalde, José Marcote, que estaba invitado -no así los vecinos ni los medios de comunicación- con la vista puesta en todas las necesidades que todavía presenta el templo.

Tal como dice Marcote, se centraron en las filtraciones de agua «que veñen de fóra dunha restauración anterior» y que provocan goteras, sobre todo por la zona de una de las capillas laterales; en el estado del retablo del Cristo, la puerta de entrada y las pinturas encontradas en el antiguo hospital de peregrinos.

La situación del retablo preocupa especialmente «porque está realmente mal e moi afectado» por la carcoma, según resalta el regidor, y para la puerta de acceso ya han solicitado un presupuesto.

Siglo XVI

Los frescos encontrados por casualidad en el hospital de peregrinos podrían datar del siglo XVI aunque son unos grandes desconocidos, tal como explica un responsable del proyecto. De ahí que ya se haya encargado un informe para datarlos de manera precisa y ver como se pueden recuperar. Por el momento, el pequeño edificio en el que se encuentran se ha restaurado exteriormente. Le cambiaron la cubierta de fibrocemento que estaba en mal estado por un tejado cerámico y sustituyeron el mortero de las juntas de la piedra por uno con base de cal más adecuado a este tipo de espacios. Sin embargo dentro, «dejamos quedar todo tal cual estaba en previsión de que se pueda acometer la restauración», señala este técnico, que explica como se encontraron las pinturas por casualidad, al descascarillarse en algunos puntos la capa de mortero de cemento y pintura que los cubría desde hace muchos años. No se sabe con certeza cuántos porque, de hecho, según este responsable de las obras no tenían constancia documental alguna de su presencia y fue todo un hallazgo.

Al margen de esta recuperación de los frescos pendiente, como también lo está la de Moraime, en Muxía, la predisposición general de Patrimonio para seguir invirtiendo en Santa María das Areas es buena. Al menos así lo espera el alcalde, que animó a los responsables de la Xunta a seguir prestándoles la ayuda necesaria para solucionar las deficiencias de la iglesia, que son todavía muchas.

Inspección del Icomos

A raíz de toda la polémica suscitada por esta restauración, particularmente con el asunto de las pinturas, el Consejo Internacional de Monumentos y Sitios Histórico-Artísticos (Icomos), organismo asesor de la Unesco en cuestiones tan capitales como las de Patrimonio de la Humanidad, ha aceptado la petición del Concello de Fisterra para contar con un informe independiente de alto nivel. Aunque no está confirmada todavía la fecha, un especialista del organismo se desplazará próximamente a Fisterra para analizar la obra realizada y emitir así esa segunda opinión que quiere tener el gobierno local.

Al margen de lo que pueda decir o no el Icomos, para el regidor, el hecho de que la entidad visite el templo ya tiene un valor en sí, dado el prestigio técnico y artístico del organismo.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
4 votos
Comentarios

Patrimonio evalúa el estado de Santa María das Areas