Naturgy plantea una central de hidrógeno en Meirama, que se sumaría a la de biogás y los dos parques eólicos

La multinacional ya está analizando dos proyectos, uno de 30 megavatios de potencia y otro de 50 de potencia, para La Rioja y Meirama, respectivamente


Carballo / La Voz

Naturgy continúa desarrollando su futuro plan industrial para Cerceda y su área de influencia una vez que la central térmica de Meirama echó el cierre definitivo el pasado 30 de junio tras 40 años de actividad ininterrumpida.

Una vez que la multinacional ha confirmado la construcción de dos parques eólicos, que suman una potencia instalada de 70 megavatios y en los que ya están trabajando, la compañía presidida por Francisco Reynés analiza ahora un abanico de posibilidades para tratar de compensar a la comarca de Ordes, y en concreto al municipio de Cerceda por el cierre de la planta térmica. Así, Naturgy estudia invertir 10 millones de euros en una planta de biogás, que iría ubicada en Meirama, en el complejo que en la actualidad ocupa las instalaciones de la antigua térmica. De forma paralela, Francisco Reynés explicó a finales del pasado año y durante la celebración de una jornada sobre el hidrógeno renovable, actividad coordinada por el Ministerio para la Transición Ecológica, que esta energía es, sin duda, una gran oportunidad. De hecho, Naturgy anunció que compatibilizará su apuesta por el hidrógeno con la transición justa. Por ello la multinacional ya está analizando dos proyectos, uno de 30 megavatios de potencia y otro de 50 de potencia, tanto en La Robla -junto con Enagás- como en Meirama, respectivamente. «Naturgy plantea estos proyectos sobre los valores de la sostenibilidad y la transición justa, buscando el desarrollo de una economía verde, que permita además generar empleo en zonas rurales o de despoblación, con proyectos que buscan contar con todos los actores», apuntó Reynés, quien destacó en su intervención en esta Jornada sobre el Hidrógeno Renovable la importancia de contar con equipos adecuados al dimensionamiento previsto del hidrógeno. De forma paralela, el presidente de Naturgy defendió también la importancia en esta transición de las redes de distribución de gas natural en España, que dispone de una estructura eficiente y competitiva. La inyección de hidrógeno en las infraestructuras gasistas permitiría cubrir las necesidades de gestión de vertidos, tener un sistema de almacenamiento estacional del sector eléctrico, y la descarbonización en los sectores finales. Esta inyección podría realizarse de una forma directa y sin necesidad de inversiones ni adaptaciones en redes y equipos finales. Por último, para hacer que el hidrógeno sea competitivo, los elementos clave a tener en cuenta son coste eléctrico y un marco regulatorio, y dentro de este es importante que se destaquen los certificados de origen del hidrógeno para ayudar a asegurar que esto pase de ser una idea a una realidad que tenga trazabilidad en toda la cadena del hidrógeno.

Grandes cifras

En lo que respecta a las grandes cifras relacionadas con este proyecto de central de hidrógeno verde para Meirama, en Naturgy explicaron que se trata de una iniciativa en fase de estudio y, por lo tanto, no tienen definidas las cifras, ni de inversión prevista ni de empleo. En todo caso, desde la multinacional sí destacaron que tanto esta planta de hidrógeno verde y la de biogás serían perfectamente compatibles, es decir, ambas podrían llevarse a cabo de forma conjunta, con lo que inversión final de Naturgy en Cerceda podría rondar los 90 millones de euros, como mínimo.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Naturgy plantea una central de hidrógeno en Meirama, que se sumaría a la de biogás y los dos parques eólicos