Juliana Moscoso se confesaba ayer exhausta tras participar y organizar la mayor cena de la ataxia hasta la fecha, con medio millar de asistentes y casi otro centenar de personas en lista de espera. «Espectacular», señalaba la presidenta de la Asociación Galega de Ataxias, solo asistida en la tarea de organización por la vicepresidenta, Dolores Castro.

Únicamente dos personas para coordinar semejante evento, enviar las invitaciones a los facultativos y personal del sector médico, hacer el sorteo de la ingente cantidad de obsequios donados por las casas comerciales colaboradoras, vender las rifas... Aunque alguna ayuda externa también tuvieron, como la de Estrella -«muller de Manolo de Secundino, un afectado de ataxia», señala Juliana-, una implicadísima vecina de Buño que ayudó a despachar bastantes entradas.

A primera hora llegó el conselleiro de Sanidade, Jesús Vázquez Almuíña, que estuvo acompañado en la mesa por gente como el diputado autonómico Aurelio Núñez Centeno, el periodista y autor del libro sobre la Ataxia da Costa da Morte Manuel Rey, los neurólogos Arias y Sobrido, los alcaldes de Cabana y Malpica (este último, tras entregar un premio literario apenas minutos antes en Seaia) y el doctor Ángel Carracedo, que acude siempre que le es posible. «Uns seguen aos Beatles ou a grupos de rock, eu confésome a fan número 1 do doutor Carracedo, que fixo o esforzo de vir recén chegado de Coímbra», explicaba ayer Juliana.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

La mayor cena de la ataxia hasta la fecha