Asociación SonLilá: «Temos que coidarnos entre todas»

La entidad nació con la finalidad de exigir la igualdad y luchar contra el machismo


ribeira / la voz

Algo se mueve en Carnota. Un grupo de mujeres se han cansado de tanto inmovilismo y decidieron unirse. Hartas de escuchar y ver en los medios de comunicación las injusticias que sufren y tantos asesinatos, se han remangado y se han puesto manos a la obra. Se constituyeron en agrupación y pusieron en marcha la Asociación de Mulleres Feministas SonLilá. Aunque llevaban trabajando en esta idea desde hace unos dos años, oficialmente dio el pistoletazo de salida hace pocos meses.

Una de las portavoces del grupo, Carmen Siaba Dosil, señala que el colectivo surgió en Carnota y acoge a mujeres de toda la zona que quieran ser parte de esta aventura. «Naceu hai moi pouco, chamando unhas polas outras. Naceu da necesidade do encontro con mulleres nun espazo seguro, de liberdade onde poder atoparnos e expresarnos sen sentirnos cohibidas nin xulgadas». Para Carmen Siaba, SonLilá surgió de la necesidad de tejer redes entre ellas, porque «temos que coidarnos entre todas».

La entidad arrancó con mujeres muy diferentes y de distintas generaciones que, a pesar de las condiciones de dispersión e aislamiento en la zona rural, «somos quen de unirnos gozando de estar xuntas e compartir o que somos», afirma Siaba Dosil.

Las integrantes del colectivo se reconocen en las complicidades, «nas risas e nas bágoas de moitas tardes de falar e falar, descubríndonos. Recoñecémonos como feministas na loita pola liberdade das mulleres, de ser quen e como nos pete, de ocupar espazos e de non ter medo».

En la actualidad, la agrupación cuenta con más de veinte socias y su fundación se debió al tesón y a la inquietud de un grupo de 12 que se pusieron manos a la obra para contar con un colectivo que las represente y las agrupe. Prácticamente todas sus integrantes son de Carnota, aunque «tamén temos algunha de fóra», dicen.

Una de las prioridades con las que nació SonLilá fue la de luchar contra el machismo y por la igualdad y poner de manifiesto la desigualdad de la mujer.

Reivindicaciones

Carmen Siaba comenta que el hombre desde que nace tiene «outros privilexios, pois nós xa vimos a este mundo con desigualdades e iso non se pode permitir». Relata que deben estar juntas para reivindicar «o que nos pertence. Queremos un mundo de igualdade e liberdade entre homes e mulleres».

Esta asociación carnotana pertenece al colectivo Galegas 8M Costa da Morte Bergantiños que se encarga de organizar los actos de las próximas semanas. El primero de ellos tendrá lugar el 7 de marzo, a las 12.00 horas. Está prevista una cadena humana de mujeres que recorrerá la playa de Carnota, uno de los lugares más emblemáticos de Galicia. Las que acudan a la cita deberán llevar algo violeta y bien visible. El acto consistirá en cogerse todas de la mano para aunar fuerzas.

Las celebraciones continuarán ese mismo día, pero en esta ocasión, en Vimianzo, a las 20.00 horas. Habrá una concentración festiva con una batucada en la que intervendrá el grupo As Curandeiras de Vimianzo.

El 8 de marzo, la asociación carnotana también participará en la manifestación que tendrá lugar en Cee, organizada por galegas 8M bajo el lema de Sen coidados non hai vida. A las siete de la tarde habrá otra concentración en Carballo con una marcha que saldrá de los juzgados.

Las socias del colectivo de Carnota están muy ilusionadas con este proyecto y entre sus objetivos está luchar por la igualdad y la libertad. También reclamarán a las instituciones que las leyes «están moi ben, pero o que se precisa tamén son cartos para poñer en marcha iniciativas que nos protexan porque hai que rematar canto antes coa violencia e o maltrato ás mulleres e loitar por unha sociedade máis xusta», apunta Carmen Siaba.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
1 votos
Comentarios

Asociación SonLilá: «Temos que coidarnos entre todas»