Muere Marley, el perro que ayudó a encontrar el cuerpo de Diana Quer

Participó en el dispositivo de búsqueda de la nave de Asados el 31 de diciembre del 2017, el día que apareció el cuerpo de la joven madrileña

La Guardia Civil colgó esta imagen de Marley en las redes sociales del instituto armado
La Guardia Civil colgó esta imagen de Marley en las redes sociales del instituto armado

Redacción / La Voz

«Nuestra estrella buscando restos cadavéricos, y que ayudó a resolver multitud de delitos, deja un gran vacío en los que tuvimos la suerte de trabajar a su lado». Así se despide la Guardia Civil en su perfil oficial de Twitter de su fiel aliado en los últimos tres años.

Marley, uno de los perros de la Guardia Civil especializado en la detección de restos biológicos, ha fallecido a los tres años.

Según recoge la EFE, este perro de agua, con un amplio historial de investigaciones policiales por todo el país, murió este domingo de una parada cardíaca.

«Cuando un perro se muere no pierdes un amigo, ganas un ángel a tu lado», apunta en Twitter la Guardia Civil. 

Y es que Marley ha sido compañero y arma fundamental para la Benemérita en algunas de las investigaciones más complicadas que ha tenido que afrontar en los últimos años.

Este animal se unió a otro perro, Elton, para buscar el 31 de diciembre del 2017 el cuerpo de Diana Quer en la nave de la parroquia de Asados. Solo horas antes se había detenido al principal sospechoso de su desaparición, Enrique Abuín Gey, el Chicle. Marley y Elton participaron en el dispositivo ya que su gran especialidad es la búsqueda de restos cadavéricos.

El cuerpo de la joven madrileña apareció horas después en la citada nave sumergido en un pozo.

Tras más de un año desaparecida, el cuerpo de Diana Quer fue localizado el 31de diciembre del 2017 en una nave de la parroquia de Asados
Tras más de un año desaparecida, el cuerpo de Diana Quer fue localizado el 31de diciembre del 2017 en una nave de la parroquia de Asados

Fundamental en otros casos

En marzo del 2018, Marley también trabajó en uno de los casos más recientes y que más conmocionó a la sociedad española en los últimos meses: la desaparición del niño Gabriel Cruz. Este perro participó en el rastreo de la finca de Níjar, en Almería, en la que Ana Julia Quezada, condenada a prisión permanente revisable, había enterrado al pequeño.

El pequeño había desaparecido el 27 de febrero a solo unos metros de la casa de su abuela, en la localidad de Las Hortichuelas. El despliegue para dar con él no tuvo precedentes. Doce días después y tras el seguimiento a Ana Julia Quezada, la Guardia Civil encontró el cuerpo de Gabriel en el maletero del coche que conducía.

Marley, junto a su compañero Athos, también colaboró en la resolución del asesinato del concejal de Izquierda Unida Javier Ardines en la localidad asturiana de Llanes.

Una de sus misiónes más recientes estuvo en Zaragoza. Allí buscó el cadáver del informático José Antonio Delgado. El cuerpo de este vecino de Getxo fue descubierto el pasado 1 de octubre tras su desaparición en Zaragoza.

Delgado fue engañado para una cita sexual por una mujer venezolana y su pareja marroquí, quienes le mataron después de robarle su vehículo y sus pertenencias.

Marley, durante la investigación en Castro Urdiales
Marley, durante la investigación en Castro Urdiales

Con Marley también se contó para la inspección que, a finales de septiembre, se practicó en la vivienda de la mujer de Castro Urdiales investigada por la desaparición de su pareja, cuyo cráneo apareció en una caja que ella había entregado a una amiga días antes.

La Guardia Civil consideraba a Marley uno de los mejores perros del instituto armado.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
11 votos
Comentarios

Muere Marley, el perro que ayudó a encontrar el cuerpo de Diana Quer