Las policías locales denuncian fallos en la coordinación de las emergencias

Las jefaturas de la comarca inciden en que es frecuente que el 112 no les informe de incidentes en su municipio

.

Ribeira / La Voz

Por norma general, los protocolos se establecen con el objetivo de organizar el funcionamiento de una determinada institución o coordinar varias, sin embargo, a veces ocurre que ese conjunto de normas y procedimientos, lejos de ser la solución, se convierte en un problema. Eso es lo que señalan desde distintas jefaturas de las policías locales de la comarca, que denuncian fallos en la coordinación de las emergencias que les perjudican a ellos y a los ciudadanos.

El responsable del cuerpo de municipales de Ribeira, Pedro Fernández, fue el primero en apuntar el malestar generalizado con el 112 «porque non nos avisan do que pasa. Xa podes ter un morto ao lado que se non é un particular o que avisa non nos enteramos». Resulta que esta queja es recurrente entre los jefes de las policías locales barbanzanas, comenzando por el de A Pobra, que reconocía que el 112 moviliza a Guardia Civil y Protección Civil, pero no a ellos, «e moitas veces se nos preguntan os veciños nós non temos información».

Una de las voces más críticas con esta cuestión es el rianxeiro Antonio Tubío, que se muestra tajante: «É difícil facelo tan mal». Su malestar se explica porque lleva años batallando por esta cuestión. Ya en el 2012 él y el alcalde mantuvieron una reunión con los responsables del 112 para reclamar un cambio en los protocolos de coordinación de las emergencias que no se ha producido.

Reproches de los vecinos

El jefe de la Policía Local de Rianxo volvió a insistir en esta cuestión después de que en septiembre del año pasado una mujer que había sido víctima de un atraco les llamase y les indicase que previamente había alertado al 112 y llevaba 45 minutos esperando sin que nadie apareciera: «Nós estabamos alí ao lado e non sabiamos nada, non nos informaran». Tres cuartos de los mismo ocurrió en una ocasión con un accidente en la autovía, lo que motivó no pocos reproches por parte de los vecinos ante la ausencia o la tardanza de los municipales en aparecer, quejas a las que Tubío replicó con un escrito en el que se explicaba que lo que ocurría es que no les avisaban de las emergencias: «Polo menos informamos aos cidadáns desta situación para non cargar coa incompetencia doutros».

La razón por la que no se alerta a las policías locales de muchas emergencias es que estas se producen fuera de lo que se considera el casco urbano de la localidad y el protocolo del 112 establece que corresponde avisar a otros cuerpos de seguridad, como Guardia Civil o Policía Nacional. «Se os protocolos non funcionan hai que cambialos», sentencia Antonio Tubío.

Esta queja no es unánime, y en lugares como Noia o Carnota no existe este problema -si bien en el caso carnotano señalan que les avisan a ellos porque no hay Guardia Civil-, pero sí mayoritaria. Tanto es así que el tema se ha tratado en comisiones de coordinación con la Dirección Xeral de Emerxencias y en el seno de la asociación que aglutina a jefes y mandos de las policías locales. De hecho, el pasado mes de julio el colectivo remitió a la Xunta un escrito en el que demanda que se comunique toda urgencia, alarma o emergencia a los municipales porque «posibilita prestar un auxilio máis rápido e inmediato» y porque se trata de información necesaria para «a propia seguridade e autoprotección dos axentes».

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
4 votos
Comentarios

Las policías locales denuncian fallos en la coordinación de las emergencias