Una noche sin sobresaltos en O Salnés

En el hospital comarcal aseguran que el cambio de año ha sido más tranquilo que en otras ocasiones. Eso sí: la gripe y las infecciones respiratorias marcaron el día 31

b. costa
vilagarcía / la voz

El nuevo año dio el relevo al 2017 sin aspavientos. La del tránsito entre uno y otro fue, según informan los servicios de emergencias de la comarca, una noche tranquila. La misma impresión tienen en el servicio de Urgencias del Hospital do Salnés. Desde allí, el personal indica que fue una noche de «actividad moderada», máxime si se compara con las de años anteriores. Aún así, algo de trabajo derivado de las fiestas hubo. «Desde el servicio confirman que han atendido durante la madrugada varios casos de intoxicaciones y agresiones, pero de forma puntual y sin que su incidencia fuese relevante», explican desde el Sergas. Tanto es así, que quienes precisaron las atenciones del personal de guardia fueron dados de alta durante la mañana del primer día del año.

En realidad, lo que marcó el ritmo en este cambio de año fue la gripe, que está en plena onda expansiva. De nuevo según el relato del Sergas, «la actividad asistencial el Urgencias se vio incrementada durante la jornada del 31 de diciembre, centrada en atenciones a patologías respiratorias agudizadas y cuadros gripales habituales en esta época». Sin embargo, durante la jornada de ayer, el centro mantuvo «su actividad asistencial normal, con entrada gradual de casos pero sin repuntes de demanda».

En cuanto al parte de los servicios de emergencias, la policía local de Vilagarcía destacó que ayer por la mañana un coche colisionó con un turismo estacionado en la zona TIR. El conductor no se detuvo para hacerse cargo de los daños causados.

Accidentes de tráfico

La última tarde del año también dejó dos accidentes de tráfico. El primero se registró en Pontecesures. Cinco personas, una de ellas un bebé de siete meses, tuvieron que ser evacuadas en ambulancia tras un choque en la N-550. Hasta el lugar de los hechos se desplazó el GES de Valga. En Vilanova también se despidió el año con un accidente. Ocurrió en una pista de As Sinas, a las diez, donde colisionaron dos vehículos. Dos personas fueron evacuadas en ambulancia. Su estado no parecía grave. Al lugar acudieron la Guardia Civil de Tráfico y Protección Civil de Vilanova. La borrasca de la madrugada del domingo dejó algunos árboles y contenedores caídos en varios puntos.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
0 votos
Comentarios

Una noche sin sobresaltos en O Salnés