Durán se marca un reto: cero vertidos al mar en Vilanova

La Voz VILANOVA / LA VOZ

AROUSA

Martina Miser

Gonzalo Durán ensalzó en un comunicado la unanimidad de la corporación municipal al respecto de la necesidad de cuidar con esmero el entorno

24 ago 2021 . Actualizado a las 05:00 h.

«Muchos concellos se darían con un canto en los dientes si estuviesen como nosotros, pero nosotros queremos ser los mejores en esto. Queremos que haya cero vertidos al mar y al río Umia en Vilanova». Ese es el mensaje que este lunes ha lanzado el alcalde Gonzalo Durán (PP), quien ensalzó en un comunicado la unanimidad de la corporación al respecto de la necesidad de cuidar con esmero el entorno. Para lograrlo, el Concello encargó hace meses a la empresa concesionaria del servicio, Espina y Delfín, un informe sobre el estado real de las redes de alcantarillado del municipio. «No hay que alarmar, no estamos en una mala situación», quiso aclarar el regidor antes de nada.

Ese «informe riguroso» fue elaborado con la intención de que Vilanova pueda acometer las obras necesarias para que la suya sea una red de saneamiento «del siglo XXI, casi ya del XXII», en palabras del alcalde de la localidad. Para lograr ese objetivo ha sido necesario identificar tanto las actuaciones más importantes a acometer, como las más prioritarias, y también las que mayor coste tendrán. «Y hemos tenido suerte», señaló Durán en su comunicado de ayer. «La buena noticia es que las obras más importantes están en ya en fase de contratación». Se refiere el regidor al tanque de tormentas y al bombeo de As Patiñas. «También urge acometer el bombeo del parque, que nos tenemos que pueda estar filtrando a O Esteiro». Confía Durán en que «en menos de un año esté hecho».

Otro asunto que hay que resolver son los «vertidos domésticos de Currás y Pantrigueira». En ambos lugares hay una serie de «viviendas que están más bajas de la carretera, y que tienen que meter bombeos. Algunas ya lo han hecho y otras no». En este caso, el Concello tiene que desempeñar la labor de «hablar con los vecinos para que poco a poco vayan metiendo bombeos». En cualquier caso, «no hablamos de una cantidad grande de fecales, pero es algo a arreglar si queremos la excelencia». Igual que abordar mejoras en el bombeo de la playa de A Braña, que será acometido por el Concello con 15.000 euros.