El corazón del baloncesto vilagarciano

Antonio Garrido Viñas
Antonio Garrido VILAGARCÍA / LA VOZ

AROUSA

MONICA IRAGO

Arrancó ayudando en un torneo juvenil, lleva 26 años en el BBC y ahora también en el EncestaRías

17 feb 2020 . Actualizado a las 19:30 h.

Nadie que haya pasado por los pabellones de Fontecarmoa en las tres últimas décadas desconoce quién es Javier Guerrero Salgado, Javichu, (Vilagarcía, 1972). Lleva veintiséis años a pie de pista, echando una mano en todo lo que haga falta y sacando tiempo de donde sea para que todo vaya sobre ruedas. Llegó al Basket Base Club de la mano de uno de los grandes clásicos del deporte vilagarciano, su tío Carlos Guerrero. «Empecé colaborando en un torneo juvenil hace 26 años», recuerda. Y de ahí, a la Liga EBA cuando el BBC dio el salto. Empezó como utillero, luego delegado y más tarde ya como «imprescindible», que es el cargo máximo al que cualquiera quiere aspirar, pero al que prácticamente nadie consigue acceder. Javichu sí lo logró. Quien mejor se define es él: «Soy un vilagarciano de pro, que me gusta colaborar con lo que se hace en mi ciudad. Estuve en el Arousa Fútbol 7, en la cabalgata, en el entroido...». Es decir, en lo que hiciera falta.

Javi vivió la etapa mágica del BBC en la Liga EBA. Los entrenadores iban cambiando (Larry, Rubén Domínguez, Tito Díaz, Chiqui Barros, Juan Espiñeira...) pero había algo que permanecía inalterable en el banquillo vilagarciano, la presencia de Javichu. Y cuando el club decidió dar un paso atrás y regresar a la competición autonómica, él no se apartó. Y ahí sigue. Empezó con una planilla de mano, luego se pasó a un Ipad «con un programa que me pagué yo y que me valió una pasta» y ahora con la tableta. «Muchos años de resistencia, como yo digo», resume.