Nacho Llovet se aleja del Obradoiro

Le queda un año de contrato pero están encaminados los pasos para el pago de la cláusula de salida


santiago / la voz

Cada año el Monbus Obradoiro se ve en la tesitura de tener que sustituir a los jugadores más destacados del curso. El pasado verano resultó el más duro. Se fueron los cuatro más valorados: Eimantas Bendzius y Nemanja Radovic, que acababan contrato; Matt Thomas, que pagó la cláusula de rescisión; y Artem Pustovyi tras el acuerdo entre clubes para su traspaso al Barcelona.

Esta temporada los tres jugadores más valorados fueron, por este orden, Nacho Llovet, Vladimir Brodziansky y Kostas Vasileiadis. Los tres tienen firmado un año más. Pero esa circunstancia no es garantía de continuidad. De hecho, Llovet está más fuera que dentro del Obradoiro.

El pívot, que alcanzó la internacionalidad en Sar y que ha firmado los mejores números de su carrera esta campaña, tiene ofertas sobre la mesa. Y, salvo giro de 180 grados, va a pagar la cláusula que lo liberara del año de contrato que todavía tiene firmado con el club santiagués. Los pasos en ese sentido ya están encaminados, pese a que apenas se ha movido todavía el mercado. De hecho, todavía restan por jugarse las semifinales y la final de la Liga Endesa. Falta que la operación se concrete.

Tres temporadas en Sar

Esta ha sido la tercera temporada de Nacho Llovet en el Monbus Obradoiro, al que llegó en el verano de 2016 después de completar cinco campañas en la ACB con el Joventut, más una sexta en la que simultaneó el filial con la primera plantilla verdinegra.

En esta campaña es en la que más minutos ha disputado, 873; en la que más veces ha formado parte del cinco inicial, 30; en la que ha anotado más puntos, 307; en la que ha capturado más rebotes, 173; en la que ha repartido más asistencias, 59; y en la que ha firmado una mayor valoración, 453. Sus promedios han sido de 26 minutos, 9 puntos, 5,1 rebotes, 1,7 asistencias y 13,3 de valoración. A todos esos números le suma un valor añadido, ya que ocupa plaza como cupo.

Nacho Llovet se sumará, salvo sorpresa mayúscula, a la larga lista de jugadores interiores que catapultaron sus carreras en Sar, en su caso, como en el de Artem Pustovyi, después de jugar tres temporadas a las órdenes de Moncho Fernández.

Robbie Hummel salió rumbo a los Timberwolves de Minnesota; Salah Mejri se fue al Real Madrid y de allí a los Mavericks de Dallas; Maxi Kleber recaló en el Bayern de Múnich y acabó dando también el salto a la NBA, a los Mavericks; Muscala ni siquiera pudo terminar su campaña, reclamado por los Hawks de Atlanta; Caloiaro emigró a la liga turca, al Buyukcekmece, de allí al Banvit, y ha jugado esta temporada en el Maccabi de Tel Aviv, en la Euroliga.

Vladimir Brodziansky es otro jugador del Obradoiro con contrato en vigor que ha llamado la atención de varios clubes. En el transcurso de la Copa del Rey fueron varios los que preguntaron por su situación, coincidiendo con un momento de la temporada en el que alcanzó su más alto nivel de rendimiento. Hasta la fecha, las aproximaciones no han pasado de ahí.

Conoce toda nuestra oferta de newsletters

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

Votación
9 votos
Comentarios

Nacho Llovet se aleja del Obradoiro